Seis alternativas a considerar si no nos gustan las nuevas limitaciones de Spotify

Sigue a

auricular musica

Esta mañana la noticia saltaba a la palestra: Spotify pasa a instaurar una serie de limites en su plan gratuito, que romperá con la costumbre de escuchar toda la música que se quiera a cambio de algunos anuncios entre las canciones. Máximo de veces que podremos escuchar una canción, máximo de horas mensuales… son restricciones que no han caído muy bien entre los usuarios.

Si ese es vuestro caso y os habéis acostumbrado demasiado a no tener que preocuparse por qué canción tenemos guardada en nuestros discos duros (y ya no voy a preguntar acerca de la legalidad de éstas), vamos a echar una ojeada a seis alternativas semejantes a Spotify que quizás ganen algo más de popularidad a raíz del movimiento del servicio más usado del mercado.

Grooveshark y Musicuo: Innovadores pero en el punto de mira de la industria

grooveshark logotipo

Grooveshark es la alternativa que mejor cae entre los usuarios después de Spotify. ¿Las razones? Un portal hecho completamente en HTML5, anuncios visuales que no rompen con el ambiente musical (puedes crear tus listas de reproducción, darle al play, minimizar la ventana y olvidarte del asunto) y una gigantesca base de datos a nuestra disposición. Musicuo es un servicio español que sigue la misma filosofía, y le dedicamos un buen análisis a finales del año pasado.

El problema de estos servicios son sus problemas con la industria musical. Muchas compañías dudan que portales como Grooveshark puedan ofrecer un buen DRM sin emplear sistemas más usados como el de Adobe, por no decir que a las discográficas no les tiene que gustar nada eso de que los usuarios puedan subir sus propias canciones al catálogo. Eso ha hecho que las aplicaciones de Grooveshark sean rechazadas por Apple e incluso por Google, y el servicio se haya visto obligado a subir los precios de sus hasta entonces atractivos planes, además de incitar a los usuarios a pagar con mensajes sorpresa.

YesFM y Napster, alternativas puras y duras

Yes.fm y el replanteado Napster comparten la misma filosofía que Spotify. La única diferencia entre ellos es que mientras Yes.fm (con más de dos millones de canciones desde el 2008) ofrece un plan gratuito con anuncios entre canciones, Napster sólo ofrece planes de pago con unos precios muy similares a Spotify: 5 dólares mensuales para el servicio básico y 10 dólares mensuales si queremos escuchar nuestras canciones desde nuestro teléfono móvil. Curiosamente, hablamos de los mismos precios para Yes.fm con el añadido de poder probarlo durante 24 horas por un euro.

Gatunes, el más original

gatunes

Aquí tenemos a otro servicio español, del que hablaron hace muy poco nuestros compañeros de Xataka ON: tenemos ante nosotros una página web con una interfaz similar a la de Grooveshark, pero el catálogo musical de Gatunes se basa completamente en todos los vídeos con canciones que nos podemos encontrar en YouTube.

Sí, sí, hablo de esos vídeos en los que simplemente hay una imagen estática y el audio es una canción, o de los propios videoclips de los artistas. No es exactamente lo que nos esperamos como un sustituto de Spotify y quizás no nos encontramos tantas canciones en el catálogo, pero podemos hacer multitud de listas de reproducción basadas en ese contenido de YouTube y al mismo tiempo suscribirnos a listas de reproducción de esos amigos.

Audiogalaxy

AudioGalaxy es muy conocido entre los más veteranos por ser antaño una buena forma de conseguir música, pero como el caso de Napster ha tenido que reconvertirse para poder sobrevivir en lo legal. Ahora es un servicio bastante atractivo, que nos permite subir nuestras propias canciones a sus servidores y a partir de ahí escucharlas en los dispositivos que queramos. La única limitación es que no podemos subir más de 200.000 canciones, un número al que pocos podrán llegar.

audiogalaxyEs decir: en vez de tener un catálogo oficial, Audiogalaxy nos da espacio en sus servidores para simplemente subir nuestras canciones a la nube y usarlas como queramos. Curiosamente, es el sistema que se rumorea por el que ha apostado Apple para la siguiente generación de su tienda musical.

¿Las nuevas limitaciones de Spotify os han llevado a cambiar de servicio? ¿O quizás es lo que necesitabais para empezar a pagar una cuenta premium? No dudéis en decirnos vuestras opiniones en los comentarios.

Más información | Sitios oficiales de Spotify, Grooveshark, Napster, YesFM, GaTunes y AudioGalaxy
Imagen | Jeff Golden

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

49 comentarios