Publicidad

Windows 10 LTSC y LTSB: qué hacen y por qué algunos creen que son las mejores versiones de Windows 10
Windows

Windows 10 LTSC y LTSB: qué hacen y por qué algunos creen que son las mejores versiones de Windows 10

HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Si por algo siempre se ha caracterizado Windows es por tener un amplio número de versiones, tan amplio que a veces ronda lo ridículo. Windows 10 no es la excepción a esto, y a día de hoy cuenta con más de una docena de variantes.

Aunque la mayoría de usuarios personales están principalmente familiarizados con Windows 10 Home o Windows 10 Pro, desde hace algún tiempo existe un pequeño nicho de usuarios que se está encariñando con unas versiones empresariales llamadas LTSB y LTSC, porque supuestamente ofrecen la mejor experiencia.

Un Windows 10 más ligero y con menos problemas por actualizaciones

Windows 10 Ltsc Enterprise 2019 Sysadmit 01

En 2016, Microsoft lanzó Windows 10 LTSB (Long Term Servicing Branch o rama de mantenimiento a largo plazo), una versión especializada de Windows 10 dentro de la Enterprise, es decir, es una versión empresarial. El kernel de Windows 10 LTSB se basa en el kernel 1607.

En 2019, Microsoft lanzó Windows 10 LTSC (Long Term Servicing Channel o canal de mantenimiento a largo plazo) basada en el kernel 1809. Básicamente, la LTSC es la versión 2019 de la LTSB. Esta última incorpora todas las novedades del sistema hasta la versión 1809, es decir, la actualización de octubre 2018 de Wnidows 10.

Las ventajas de estas versiones empresariales son varias:

  • Su nombre significa que son de soporte extendido y ofrecen 10 años completos de actualizaciones de seguridad.
  • No integran ni Edge, ni Cortana, ni modern-apps.
  • No liberan las dos mega actualizaciones anuales que reciben los usuarios regulares.
Windows 10 Ltsc

Las actualizaciones de características se ofrecen en nuevas versiones de LTSC cada 2 a 3 años en lugar de cada 6 meses, y las organizaciones pueden optar por instalarlas como actualizaciones locales o incluso omitir versiones durante un ciclo de vida de 10 años.

Las actualizaciones semianuales de Windows 10 han sido hasta ahora uno de los mayores dolores de cabeza para los usuarios del sistema, aunque ha habido lanzamientos peores que otros, esa práctica de lanzar una actualización mayor con nuevas características dos veces al año, ha terminado dándole a Windows 10 una terrible reputación.

Las versiones LTSB y LTSC no sufren de esto y por tanto suelen ser mucho más estables por más tiempo. Tampoco integran partes de Windows 10 orientadas al consumidor como Cortana o las aplicaciones modernas, muy lejos del menú inicio con Candy Crush Saga.

Son recomendadas para aquellos administradores de sistemas que estén pensando en implementar Windows 10 en sus infraestructuras y busquen un Windows 10 para empresas que no recibirá cambios brucos en el sistema de forma habitual, sino solo las actualizaciones imprescindibles.

Cómo se obtiene Windows 10 LTSC

Windows 10

Lamentablemente al ser versiones empresariales no solo sus licencias son más caras que las de un Windows 10 Professional, sino que además es necesario adquirir una licencia por volumen, puesto que es una versión pensada para empresas y organizaciones.

Las licencias por volumen son parte del modelo de software como servicio para empresas de Microsoft, así que si te consigues a la venta una licencia de estas en un sitio de terceros, puede que funcione, pero no por ello quiere decir que sea un proceso legítimo, como el de esas licencias de un euro que consigues en ebay para activar Windows. Esto obviamente no es impedimento para cierto nicho de usuarios decididos a usar LTSC en sus ordenadores personales...

En caso de hacernos con la licencia tampoco es posible actualizar directamente desde un Windows 10 Pro, tiene que hacerse una instalación limpia, y debes tener en cuenta que no tendrás ni Tienda de Microsoft ni galería de imágenes.

La misma Microsoft no cree que LTSC sea la mejor elección para todas las empresas, ellos recomiendan el canal semianual porque siempre tendrá mayor soporte para el nuevo hardware, nuevas aplicaciones y periféricos, y curiosamente, dicen que porque son más seguras y estables...

La cuestión con Windows 10 es que las últimas actualizaciones de características han sido bastante problemáticas y han empujado a algunos usuarios inquietos a buscarse formas de sufrir menos o eliminar potenciales dolores de cabeza. Así como están aquellos temerarios que insisten en desactivar por completo las actualizaciones de Windows 10, están los que prefieren irse por soluciones empresariales que no están del todo diseñadas para ellos.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios