Google presenta Android 2.3 Gingerbread

Sigue a Genbeta

Qué raros son estos de Google: avisan de un evento con novedades para esta misma tarde y mientras éste no se celebra nos llueven novedades como si estuviéramos ya en él. Ayer mismo vimos como lanzaban la tienda de libros electrónicos, y ahora también nos han sorprendido con la presentación oficial de la versión 2.3 de Android, llamada Gingerbread.

La interfaz del sistema móvil ha cambiado ligeramente, y pasa a tener colores más oscuros y una navegación más intuitiva (de hecho la barra gris superior se convierte en una barra negra con detalles verdes). También tenemos un teclado en pantalla mejorado, con más separaciones entre las teclas para escribir más rápido y sin menos errores. Generalmente, además, tenemos una mejor respuesta de la interfaz para que la sensación de fluidez por nuestra parte aumente. El teléfono en si también agradecerá Gingerbread, ya que la nueva versión hace que la batería del dispositivo dure más al estar más optimizado y usar menos ciclos de CPU que su antecesor, Froyo.

Desde el punto de vista de los desarrolladores, Android 2.3 se centra en alisar aún más el terreno para que éstos creen sus videojuegos cómodamente para Android con mejoras en su SDK y nuevas funcionalidades como la compatibilidad con el giroscopio y otros sensores que ya han demostrado de lo que son capaces con otros dispositivos.

La nueva API, además, ofrece soporte de llamadas VoIP al estilo de Skype de forma nativa y sin necesidad de usar capas de otras aplicaciones por encima; y también tenemos soporte nativo para múltiples cámaras en el caso de que nuestro teléfono tenga una cámara de fotos y una cámara secundaria frontal para videoconferencias.

Un punto clave de esta actualización es, desde luego, la compatibilidad con el chip NFR o Near Field Communications, chip capaz de recoger datos rápidamente de objetos preparados para ello (acercaríamos el móvil al póster de una película y obtendríamos enlaces al trailer y a su ficha oficial, por ejemplo) y que supuestamente aterrizará en el resto de dispositivos móviles a medio plazo durante el año que viene. De hecho, es probable que el próximo iPhone también implemente este tipo de chip.

Gingerbread también abraza los nuevos formatos abiertos de vídeo del mismo Google, VP8 y WebM, además de poder reproducir también formatos AAC pudiendo modificar la calidad del sonido con un ecualizador integrado en el sistema e incluso disfrutando de una optimización de los graves. Con este número de formatos admitidos, Android toma ventaja con otros sistemas como iOS, con una lista bastante cerrada de formatos de vídeo compatibles. Y por supuesto, Gingerbread es capaz de interactuar con Google TV.

Lo más complicado, como siempre pasa con Android, es la disponibilidad de la actualización según el dispositivo que tengas. De momento Gingerbread viene incluido de serie en el nuevo Google Nexus S (tenéis toda la información de este nuevo teléfono en Xataka Móvil), y en las próximas semanas habrá una actualización disponible para el Nexus One. En cuanto a los otros modelos de teléfono con interfaces de usuario y preferencias de la operadora, habrá que esperar un poco más.

Vía | Xataka Móvil
Sitio oficial | Android
Vídeos | Canales de Android Developers y Google Nexus en YouTube

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

21 comentarios