Ubuntu en móviles lleva a Canonical a explorar un nuevo ecosistema; ¿cómo le saldrá la jugada?

Sigue a

Ubuntu Phone

Hoy Canonical ha mostrado su propuesta para pasar a competir en un mercado que todavía no habían explorado: el de los smartphones. Es uno de los frentes que tarde o temprano tenían que abrir para construir un ecosistema completo, como el que ya tienen Google, Apple y Microsoft.

Un poco de historia: no será el primer smartphone que funcione con Linux

Los smartphones que ejecuten Ubuntu no serán los primeros de la historia en funcionar con Linux como núcleo: solo tenemos que ver a Android. Y tampoco fue el primero. No se me olvida un modelo de Motorola (el A1200), que también lo ejecutaba allá en 2006.

Que utilice un núcleo Linux es ideal, pensando sobre todo en compatibilidad con el hardware existente. Como ya he comentado, casi todo móvil Android que cumpla los requisitos mínimos planteados por Canonical será capaz de ejecutar Ubuntu, siempre que se proporcionen los drivers correspondientes (que no suelen ser libres).

Y, como ya comenté en el artículo anterior, estoy viendo frotarse las manos a la comunidad, que estoy seguro de que empezarán a construir ROMs para casi todos los móviles habidos y por haber tan pronto Canonical libere el código (o ponga a disposición de la comunidad una imagen compilada).

Ecosistema: ¿logrará Canonical atraer a usuarios a su plataforma?

Ubuntu para móviles (o Ubuntu Phone, o como vaya a llamarse, si es que tiene algún nombre especial) es un sistema para móviles basado en Linux. Para los que estamos dentro del mundillo de la tecnología (y particularmente de las distribuciones GNU/Linux) es una buena noticia, sobre todo si nos gusta trastear.

¿Al usuario común le interesa qué núcleo utiliza el sistema operativo de su móvil, o cómo se desarrollan las aplicaciones? Ni lo más mínimo. Quiere que el software que ejecute su móvil sea estable, robusto, rápido y bonito. Y es en lo que, espero, se centre Canonical.

No obstante no es lo único que necesita un sistema operativo móvil para triunfar. El ecosistema de aplicaciones influye mucho. Ubuntu en móviles tiene una baza bien interesante, y es la integración de aplicaciones Web junto con las aplicaciones nativas. Esto permite que ya haya un ecosistema inicial de aplicaciones que el usuario puede utilizar out-the-box, como los sites para móviles de Twitter o Facebook.

Realmente al usuario común, mientras pueda instalar el servicio de mensajería instantánea de moda, algún editor de fotografías y clientes para sus redes sociales, le da igual lo bueno que sea su sistema operativo o todo lo que puede hacer. No le interesa tanto saber el potencial de su plataforma, sino saber de lo que dispone y asegurarse de que cumple sus necesidades. Y eso, a día de hoy, es incógnita.

Factores en contra: el tiempo, y sobre todo el tiempo

El mayor problema que le veo a los móviles con Ubuntu es que todavía queda bastante para que salgan al mercado. Principios de 2014 es la fecha planteada por Canonical, y hasta el momento tendremos que conformarnos con imágenes para desarrolladores publicadas para dispositivos concretos, o con el trabajo que haga la comunidad (que para nada es malo).

Y de aquí a 2014 veremos nuevas versiones de iOS, Android y, seguro, Windows Phone, además de nuevos combatientes en esta batalla como Firefox OS, BlackBerry 10 o Tizen OS. Aunque Ubuntu va un poco más allá que su competencia (todo lo relacionado con el dock, por poner un ejemplo), para el consumidor estándar, en principio, es simplemente “una opción más”.

Y si es “una opción más”, la traba es más que evidente: el consumidor acabará por elegir lo que ya conoce, lo que lleva tiempo en el mercado mejorando día tras día. El consumidor medio, si no se le dan buenas razones para convencerle de lo contrario, acabará por elegir un teléfono con Android en vez de uno con Ubuntu.

Tiene futuro: el mismo que Ubuntu como proyecto

Si os soy sincero ignoro el peso que tiene Ubuntu para móviles en Canonical y en el propio proyecto Ubuntu. Es muy importante para Canonical atraer usuarios a alguna de sus plataformas: el usuario que llegue a Ubuntu para móviles con mucha probabilidad acabará utilizando Ubuntu en su ordenador, en tanto que en el fondo es formar parte de un ecosistema que, espero, tenga todos sus componentes muy bien integrados entre sí.

Lo que también está más que claro es que todavía falta una pieza. Canonical tiene pendiente lanzar una versión para tabletas de su distribución de Linux, y adaptar convenientemente la interfaz Unity para ese tipo de dispositivos. Esa adaptación, además, la pide a gritos. Y no tengo duda de que, tarde o temprano, acabará por aparecer.

Sitio oficial | Ubuntu for phones
En Xataka | Ubuntu busca su sitio en los móviles
En Xataka Movil | Ubuntu Mobile, a fondo

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios