Twitter pide a los desarrolladores que paren de crear nuevas aplicaciones

Sigue a Genbeta

twitter-desarrolladores.jpg

Un polémico mensaje publicado por Ryan Sarver en el que pide a los desarrolladores que dejen de construir clientes o aplicaciones para Twitter ha puesto el ecosistema que rodea a la red social patas arriba. O más bien, ha desatado un nivel de protesta por parte de los desarrolladores de aplicaciones que pocas veces habíamos visto.

Las razones que se exponen para justificar esta decisión se basan en la necesidad de ofrecer una experiencia uniforme a todos los usuarios de Twitter; principalmente forzándolos a utilizar las aplicaciones oficiales, la web u otras ya conocidas e importantes aplicaciones como Seesmic o Tweetdeck, cuyos desarrolladores están en permanente contacto con Twitter.

Lo cierto es que en el último año la relación de Twitter con los desarrolladores se ha ido erosionando poco a poco: la compra de Tweetie (que después pasó a convertirse en el cliente oficial), los cambios en los términos de uso de la API que limitan la creatividad de los desarrolladores, el bloqueo a las aplicaciones de UberSocial, la ya famosa #dickbar, etc etc.

Desarrolladores: no os necesitamos más

Todos estos son ejemplos de cómo esta comunidad, que ha sido la que impulsó el crecimiento de Twitter en sus primeros años de vida deja de ser importante para la empresa principal. Es, al fin y al cabo, como morder la mano que te ha dado de comer.

Y es que uno de los aspectos que más sorprenden del comunicado de Ryan Sarver es la contundencia con la que se expresa, llegando a pronunciar la que probablemente se convierta en la principal frase de toda esta situación:

Developers have told us that they’d like more guidance from us about the best opportunities to build on Twitter. More specifically, developers ask us if they should build client apps that mimic or reproduce the mainstream Twitter consumer client experience. The answer is no.

De esta forma Twitter pide a esos desarrolladores que tanto han hecho por el crecimiento de su propia plataforma que dejen de molestarse en crear nuevos clientes porque, como explica más adelante en la nota oficial, aquellos que lo hagan serán vigilados de cerca para asegurarse de que no incumplen ninguna condición de los términos de uso de la empresa.

Si bien en la misma nota se afirma que aplicaciones que ofrecen servicios adicionales de analítica o estadísticas, como HootSuite o Klout, podrán seguir existiendo en su actual estado, el panorama no pinta nada bien para los desarrolladores que tenían pensado lanzar aplicaciones basadas en la API de Twitter.

La necesidad de controlar la experiencia publicitaria

Las causas que han llevado a Twitter a publicar una nota de esta contundencia parecen claras. Cuando se habla de controlar la experiencia del usuario lo que realmente se busca es controlar la experiencia publicitaria, de forma que todos los usuarios de la red social vean los anuncios de la misma forma sea cual sea el método de acceso que están utilizando.

Mucho se ha hablado en los últimos meses de la necesidad de Twitter de establecer un modelo de negocio y de comenzar a monetizar la plataforma, y nos podemos imaginar que la presión de los inversores y otros VC (Venture Capitalists) están llevando a la empresa a acelerar los pasos en un tema tan sensible como éste.

Tan sensible que con la publicación de la nota oficial se ha destapado la caja de los truenos y las quejas de desarrolladores y de los usuarios fieles se pueden encontrar en casi cualquier rincón de la red. Veremos cómo Twitter aplica todos estos cambios y si adopta una actitud agresiva para forzar su cumplimiento pero, tristemente, esa gran comunidad que ha hecho de Twitter lo que hoy conocemos ha sido medio abandonada.

O lo que es peor, le han dado la espalda a la innovación de su ecosistema.

Vía | Nota oficial de Twitter#
En Genbeta | Twitter compra Tweetie y Twitter protege su ecosistema
Imagen | Rosaura Ochoa

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

21 comentarios