Sigue a

firefox os mozilla

El primer día del Mobile World Congress 2013 ha sido movidito, y además de las usuales presentaciones de nuevos terminales hemos tenido además algunas noticias de software. El causante ha sido Mozilla y su Firefox OS, del que hemos podido ver sus armas y planes de expansión. Puede ser una plataforma que lo cambie todo en el panorama móvil, pero como todas las apuestas ésta también tiene sus riesgos. Incluso para la misma Mozilla.

Firefox OS puede tener un futuro muy interesante, pero no necesariamente el que tiene planeado Mozilla

Mozilla ha hecho un buen trabajo demostrando el potencial que puede tener Firefox OS. La idea de WebPhone, un protocolo de llamadas que funde lo tradicional con la oportunidad de basar todas esas llamadas desde la web, puede tener un buen futuro rompiendo con lo tradicional de esas llamadas e incluso formando una alternativa a los protocolos VoIP.

La posibilidad de poder cargar una aplicación desde la web o “instalarla” desde Firefox Marketplace también me da buenas sensaciones: la demostración que se ha visto en Barcelona nos enseñaba cómo al buscar una película en Google podíamos simplemente ver los resultados de esa búsqueda o cargar la aplicación de IMDB para ver los datos estructurados de esa película. Es una aplicación nativa del teléfono, pero al mismo tiempo también es una aplicación web. Puedes cargarla momentáneamente, pero puedes también instalarla para que quede guardada en tu teléfono y puedas usarla sin conexión. Es decir, tienes las ventajas de todos los frentes en un sólo producto.

evento firefox barcelona os

Y no olvidemos que la web permite toda la flexibilidad que un fabricante y una operadora se pueden imaginar: incluso la propia tienda de aplicaciones puede venir personalizada según los deseos de una operadora móvil, optimizando las aplicaciones para un país o un mercado en concreto. Esta flexibilidad también se refleja en los desarrolladores, que pueden dejar de preocuparse en plataformas y en arquitecturas para desarrollar aplicaciones web que se adaptarán a todos los teléfonos con Firefox OS. Lo único que habrá que saber hacer es integrar esas aplicaciones web con los componentes del teléfono gracias al estándar HTML5.

¿Puede la flexibilidad de la web desviar la atención del software nativo?
Pero donde tienes ventajas también tienes inconvenientes: he podido probar un modelo de teléfono con Firefox OS y hay algunas cosas que no me han gustado. La respuesta de la pantalla es mejorable, y ahora que en Android se esfuerzan para que las animaciones del sistema sean mucho mejores las de Firefox OS parecen del pasado. Está clarísimo que Firefox OS no será, al menos en sus inicios, un sistema propio de teléfonos tope-de-gama.

Mozilla quiere trasladar la popularidad de su navegador Firefox a un sistema operativo completo en el móvil, e intentar así competir con los más grandes en los mercados donde los dispositivos más potentes no sean los más prioritarios. Pero una cosa es un navegador, y otra cosa muy diferente es el sistema operativo de nuestros smartphone. Sí que basan ese sistema en la plataforma web con la que tienen años de experiencia, pero Firefox OS es algo bastante básico que necesitará recorrer un largo camino y demostrar lo que vale si quiere tener una comunidad de usuarios respetable.

En Xataka | Mozilla lo ha conseguido: las telecos y los fabricantes están dentro

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios