Síguenos

Google

Parece que fue ayer cuando os presentábamos el servicio de DNS de Google, ese que nos prometía acelerar nuestra navegación y hacerla algo más segura y fiable.

Nada más lejos de la realidad. Google Public DNS lleva más de dos años con nosotros y por lo visto ha sabido conquistar a una buena masa de usuarios, dado que las cifras que dan son de vértigo. Hablan de más de setenta mil millones de peticiones diarias, con un 70% del tráfico proveniente de fuera de los Estados Unidos.

Si queréis configurar vuestros ordenadores para que comiencen a usar los servidores DNS de Google, no lo dudéis y hacedlo. No es excesivamente difícil, sólo es cuestión de indagar un poco. Aun con todo, si no os atrevéis a hacerlo por vosotros mismos, no os preocupéis: muy pronto os explicaremos cómo hacerlo, paso por paso.

Las direcciones IP de los servidores DNS de Google son 8.8.8.8 y 8.8.4.4 (y si eres de los pocos que usa IPv6, 2001:4860:4860::8888 y 2001:4860:4860::8844).

Más información | Official Google Blog

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

29 comentarios