Internet tiene nuevos monstruos: los está creando la inteligencia artificial… y aún no comprendemos por qué

Internet tiene nuevos monstruos: los está creando la inteligencia artificial… y aún no comprendemos por qué
3 Comentarios

Los críptidos no tienen nada que ver con la criptología ni con las criptomonedas: es un término que se atribuye a seres extraños cuya improbable existencia algunos defienden, pero que se sustenta en meros mitos urbanos. Algunos, como Slender Man, han nacido a partir de memes de Internet. Pero el último grito (de terror) en este campo es que nazcan de las profundidades de una inteligencia artificial. Ése es, precisamente, el caso de las dos últimas incorporaciones veraniegas a este siniestro catálogo: Crungus y Loab.

Un vistazo a…
ZAO, la APP MÓVIL china que a través de DEEPFAKE te convierte en DICAPRIO en SEGUNDOS

Crungus, qué monstruo de nombre

El pasado mes de mayo, un streamer estadounidense llamado Guy Kelly (alias 'brainmage') estaba probando DALL-E Mini y tuvo una ocurrencia que le condujo a realizar un descubrimiento inquietante. "Disfruto inventando palabras y conceptos que suenan convincentes y evocan algún tipo de sentimiento", explicaba hace unos meses a IFLScience. Y entonces, pensando en nombres "que sonaban como de monstruo" le vino a la cabeza 'Crungus'.

"Estaba acostado en la cama a las 2 o las 3 de la mañana, y quería ver si la IA (una cosa sin alma) estaba de acuerdo conmigo [con respecto a ese nombre], así que introduje 'Crungus' y pulsé en 'generar'. Rápidamente me quedé dormido. Luego, cuando me desperté a la mañana siguiente, abrí mi smartphone y Crungus estaba ahí para saludarme. Fue algo horripilante".

Con todos ustedes, Crungus:

Lo más chocante de todo esto es que, ciertamente, no existía ningún monstruo ni personaje de ficción llamado 'Crungus' antes de que Kelly hiciera su experimento. A raíz de conocerse este caso, se multiplicaron los experimentos con DALL-E mini para generar imágenes relacionadas con 'Crungus': incluso combinando la palabra con conceptos tan pocos monstruosos como 'pretty' (bonito) o 'babysitter' (canguro, cuidador de niños), los resultados muestran una consistencia bastante horripilante.

Pretty
'Pretty Crungus' no es muy pretty que se diga...

Hasta que alguien descubrió que, aparentemente, esta IA vinculaba todas las palabras inexistentes terminadas en '-rungus' con monstruos de aspecto demoníaco. Daba igual que fuera Crungus que sus primos Rrungus o Erungus:

Los propios creadores de la IA desconocen la razón de esto. Pero eso no es algo tan raro como podría parecer: una IA basada en aprendizaje profundo no es lo mismo que un programa normal, basado en un código de programación, sino que tiene una cierta faceta de 'caja negra', en el que los patrones se detectan vinculan entre sí sin participación (ni, a priori, comprensión) humana.

Loab, el gen de lo siniestro

Pero con 'Loab', la cosa se complica. En su caso, no se trata de que una inteligencia artificial (en su caso, la recién llegada Stable Diffusion) vincule dicho nombre con una característica estética concreta; de hecho, el nombre en cuestión le fue atribuido por su descubridor en un hilo de Twitter tan sólo porque la palabra aparece de fondo en una de las primeras imágenes de ella que generó.

Dicho descubridor, el usuario @Supercomposite, llegó hasta ella mediante la técnica conocida como 'negative prompting': indicar a la IA qué es lo que no queremos que incluya la imagen, en lugar de lo que sí, como es habitual. Lo curioso es que lo hizo tras indicar al generador de SD la orden 'Brando::-1'.

Pretendía obtener lo más contrario a Marlon Brando que se le ocurriera a la IA. Curiosamente, el resultado fue el siguiente, un extraño logo (¿quizá la IA relacionó 'brando' con 'brand', 'marca' en inglés?) que mostraba el texto 'DIGITA PNTICS' sobrepuesto al aparente skyline de una ciudad o castillo.

De modo que Supercomposite volvió a recurrir al negative prompting, indicando "DIGITA PNTICS skyline logo::-1" como prompt. Y ahí fue cuando, inesperadamente, apareció por cuadruplicado el inquietante rostro de "la misma mujer mayor de aspecto devastado con triángulos definidos de rosácea en las mejillas". Loab:

Pero lo inquietante no era el rostro de Loab, sino su concepto. Y es que, cuando empezó a utilizar Stable Diffusion para combinar imágenes previamente generadas por esta IA, y una de esas imágenes representaba a este personaje, el resultado terminaba siendo, invariablemente y sin excepción, inquietante, siniestro y macabro (cuando no directamente sangriento), por bella o positiva que pudiera parecer el otro 50% de la combinación.

Peor aún: la mayor parte de imágenes derivadas de Loab, sea cual sea el contexto que se les dé, siguen mostrando claramente personajes reconocibles como la propia Loab. E incluso, después de desaparecer tras sucesivas combinaciones, la 'loabidad' de la misma termina reapareciendo en posteriores imágenes derivadas, a semejanza de un gen recesivo.

Tenemos, así, varios misterios dentro de otros, mucho más complejos e inexplicables que Crungus: ¿por qué Stable Diffusion considera que lo más contrario a un 'brando' es un logotipo extraño de un castillo? ¿Y por qué lo más contrario a dicho logo es un personaje siniestro cuya estética contamina toda imagen derivada de la misma? ¿Y por qué aún no se ha hallado un término (un 'prompt') que, de forma directa, genere a Loab?

Temas
Inicio
Inicio