Compartir
Publicidad

La música grabada en España recupera en 2018 sus cifras de hace diez años gracias al crecimiento del streaming

La música grabada en España recupera en 2018 sus cifras de hace diez años gracias al crecimiento del streaming
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los peores años de la crisis golpearon duramente a la industria de la música, y en particular a la de España. Y aunque el mercado ha cambiado enormemente desde 2008, cuando entró en escena Spotify, no era fácil prever que 10 años después se ha puesto a aquel nivel de ingresos. Y lo ha hecho en 2018 no gracias a la venta de CDs o de sencillos, que siguen cayendo, sino al streaming, como conocemos según el informe anual de Promusicae.

Dentro del mercado digital es donde se encuentran casi todas las tendencias interesantes. Las descargas permanentes de canciones, álbumes y vídeos, es decir, la venta digital, cae en nuestro país un 22,45%, expresando el cambio modelo hacia el streaming. Las suscripciones a plataformas musicales supusieron en 2018 115,332 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 37,12% respecto el año anterior. Impresiona ver cómo solamente las suscripciones de pago ya suponen un 48% de toda la industria, frente a 2017, donde representaba un 36 por ciento.

El motivo no es que el mercado haya crecido desproporcionadamente, pues lo ha hecho en un 2,4% entre ambos años (prometedor, según Promusicae), sino a que los ingresos tanto del streaming de audio financiado por publicidad, con una caída del 43,10% respecto al año anterior, de la venta de canciones y vídeos, como del mercado físico en general, con una caída del 13,93% respecto a 2017, se han hecho más pequeños y han dejado paso a un modelo que ahora sí parece más sostenible. Cuatro años después de que el mercado digital comenzara a reinar en España, ya supone un 71,2% del total.

La industria crece en España, pero sólo supone un tercio de lo que era en 2001 y un poco más de la mitad de 2006

Mercado Musical

Pese a estos buenos datos, la época buena de los ingresos por parte de las discográficas, la que tocó techo en 2001, está muy lejos aún, y al ritmo actual de crecimiento anual del sector harían falta casi 50 años para alcanzar los valores de aquel año. Pero claro, si el ritmo de crecimiento de las suscripciones de audio, que ya suponen más de 2,3 millones de abonados, se mantuviera o creciera respecto al 37% actual, una cifra cercana y muy positiva podría llegar antes. Promusicae menciona el hecho de que la nueva directiva de copyright de la UE podría generar más ingresos para la industria.

Las suscripciones de pago de streaming de 2018 duplican el valor de las de 2016, y los ingresos de streaming con publicidad se contraen un tercio

En lo que respecta al mercado físico, el declive continúa siendo evidente. Respecto al año pasado sus ingresos descienden un 13,93% agregado, con un gran golpe en la venta de Compact Disc, que pierde un 19,6. Así, el mercado físico apenas supone un 9% respecto al de 2001. A nivel mundial, el crecimiento de la industria de la música grabada asciende al 9,7% respecto al año anterior, pero con un porcentaje menor del streaming sobre el total de la industria, 47% frente al 65% español.

El mercado de los discos en vinilo es la rara avis dentro del formato físico. En España ha crecido un 18,9% respecto a 2017, y su cifra de ingresos supone un 5% del total de la industria. En 2017 hizo lo propio con un 38,5%. Cifras nada desdeñables (supone el 17% de las ventas físicas) para un formato innecesario para la mayoría del público y que va en contra de todas las tendencias que imperan en la actualidad.

Pablo Alborán y 'Lo Malo', entre lo más escuchado

A nivel de álbumes, Pablo Alborán con su 'Prometo' ha sido el gran ganador de 2018 con cinco Discos de Platino, seguido por otros como Manuel Carrasco o Pablo López. Hay que bajar hasta el quinto lugar para ver a una artista emergente (ya no tanto) como Rosalía, consagrada con 'El Mal Querer', pues el resto de artistas, salvo por los últimos tres lugares, copados por Operación Triunfo, dibujan un panorama que perfectamente podría haberse producido la década pasada.

En el TOP 10 de canciones, sin embargo, la cosa es muy distinta, y no hay ningún artista que triunfara una década atrás en España. Reinan aquí ritmos latinos como el que proponen Aitana y Ana Guerra con su 'Lo malo', logrando cinco Discos de Platino, por encima de los 4 de 'Dura' de Dady Yankee, 'Sin pijama' de Becky G y Natti Natasha y 'Te boté' de Nio García, Casper Mágico y Darrell.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio