Blekko: no un "Google killer" pero sí una alternativa interesante

Sigue a

Ejemplo de búsqueda en Blekko


A estas alturas del partido, crear un buscador representa hacer la competencia a Google, quieras o no. Y aunque no es una batalla perdida, sí es una bastante difícil de ganar o incluso de sobrevivir. A pesar de ello, siguen apareciendo alternativas. Y algunas muy interesantes, como Blekko.

Con una estética minimalista a lo Google, Blekko basa su sistema de búsquedas en el uso de lo que ellos denominan “slashtags”: términos que añadimos a la búsqueda y que, básicamente, la ciñen a un cierto número de sitios listados en el sistema. Su nombre viene de que cada uno de estos terminos tiene al principio una barra “/”.

El servicio está todavía en beta pero lo cierto es que promete. Aún está un poco lejos de ser un rival de Google, pero el uso de las slashtags para personalizar la experiencia de buscar está bien implementada. Por de pronto, podemos considerar a Blekko como una interesante alternativa a tener en cuenta.

Para aquellos que os interese, vamos a echarle un vistazo más a fondo al servicio, viendo como funciona y algunas de sus características más relevantes. Todo ello, ya sabéis, después del salto.

Buscando en Blekko


Para hacer una búsqueda en Blekko, podemos escribir los términos que deseamos buscar y pulsar Enter, pero así no sacaremos mucho partido del buscador. Lo mejor es utilizar una o varias slashtags para definir mejor lo que buscamos.

Como he dicho anteriormente, una slashtag es un término que comienza con una barra “/” y que, dentro del sistema, sirve para indicar que nuestra búsqueda sólo se realice dentro de los sitios que están incluidos en la lista que tiene asignada cada una. Blekko tiene incluidas un buen puñado de slashtags predefinidas y algunas de ellas contienen cientos de sitios (y otras, apenas una o dos docenas).

Al empezar a escribir la búsqueda, nos aparecerán sugerencias de las slashtags que podemos usar. Sin embargo, para sacarle todo el partido a este sistema, podemos registrarnos y crear las nuestras propias.

Por cierto, si Blekko no obtiene resultados con su propio motor (u obtiene muy pocos), recurre a Yahoo (que viene a ser Microsoft, vamos) para mostrarnos unos cuantos, de manera que no nos quedemos sin encontrar nada.

Creando nuestra propia lista de resultados

Sistema de creación de slashtags de Blekko
Si bien esto no es algo novedoso e incluso es algo que podemos incorporar en nuestro navegador (aunque sea por medio de extensiones), el proceso de creación de una slashtag es tan sencillo y rápido que bien vale darle una oportunidad al sitio sólo por ello. Además, si nunca hemos probado este tema de los resultados selectivos, puede resultar un buen momento para hacerlo.

Para poder crear una slashtag debemos abrirnos primero una cuenta (o acceder por medio de Facebook). Una vez abierta, el enlace “create a slashtag” nos enviará a un formulario donde podremos añadir los sitios que deseemos. Algo muy interesante es que podemos buscar los sitios desde una casilla y añadirlos sin necesidad de abandonar el formulario, o podemos usar un archivo OPML o uno de texto donde tengamos listadas las direcciones. Tras ello, y antes de guardar, podremos darle permisos de edición de la lista a otro usuario o decidir si la lista es pública o privada.

Cada slashtag dispone de su propio RSS para poder suscribirnos, además de un código que nos permite incrustar en cualquier web un buscador que use esa slashtag. Un ejemplo es este que tenéis bajo estas líneas y que busca en todos los blogs de Weblogs SL (no borréis el texto, sino escribid delante de él):

Además de poder crear nuestras propias slashtags, tener una cuenta también nos permite acceder a una especie de microblogging interno que nos permite “seguir” slashtags y publicar mensajes al estilo de Twitter o Facebook. Estos mensajes los conservamos en nuestro perfil.

Slashtags del sistema: lo que vienen siendo operadores

Slashtags del sistema de Blekko
Al estilo de los operadores de Google, Blekko dispone de una serie de slashtags propias del sistema. Entre ellas, hay algunas que permiten el acceso a APIs de terceros como Amazon, Yahoo, YouTube o Twitter. En la imagen que hay sobre estas líneas podéis ver las que hay hasta el momento. También existen algunos atajos que nos permiten acceder a diferentes partes del servicio rápidamente.

Viendo los resultados

Datos SEO que muestra Blekko sobre cada sitio
En cuanto a la presentación de los resultados, se nos ofrecen en la clásica lista de 20 enlaces que podemos ordenar en base a la relevancia o a la fecha. Junto a cada resultado, veremos unas opciones que nos permiten añadir el sitio a una slashtag, ver las estadísticas SEO del resultado, ver una lista de sitios que enlazan a él, ver una copia en caché, ver su IP (con posar por encima el puntero nos aparecerá), añadir un comentario o marcarlo como spam.

Estos que acabo de decir son las opciones predeterminadas. Si nos abrimos una cuenta podemos personalizarlas (añadiendo y quitando algunas) además de también poder delimitar el nivel de seguridad de la búsqueda (para evitar resultados con contenido para adultos). Por cierto, cuando añadimos un comentario a un resultado, éste se añade a nuestra lista de actividad (que podemos ver en nuestro perfil), lo que nos permite ir recopilando enlaces que nos parezcan interesantes para volver a ellos más tarde.

De estas opciones que he mencionado, las estadísticas SEO de los resultados es una de sus características más relevantes, ya que nos ofrecen una información muy completa, incluyendo gráficos estadísticos y otras cosas más. También podemos acceder a ellos de una manera más directa: simplemente poniendo la dirección de un sitio y añadiendo la slashtag “/seo”.

Valoración

Como ya he dicho, Blekko todavía está lejos de ser un competidor serio de Google. Mi percepción es que, en un principio, los resultados que ofrece nos pueden parecer menos exactos que los que obtenemos con Google o Bing. Claro, esto se da al poner un par de términos en una búsqueda bastante generalista, sin usar las slashtags. Usándolas, Blekko se hace más potente y es cuando se le puede sacar todo el partido.

Y es que sin duda ésta es la gran ventaja del servicio: poder buscar únicamente en las fuentes que yo considero más apropiadas, pudiendo compartirlas para que otros busquen también con más facilidad. No es ninguna novedad pero está bien implementada, a pesar de que aún es necesario pulir un poco el sistema de gestión de las slashtags (como cambiar un sitio de una a otra con facilidad, por ejemplo).

Estando como está aún en beta, por ahora funciona bien como complemento a Google o Bing y como un buen recurso para hacer uso de búsquedas personalizadas. No da para ponerlo como buscador predeterminado en el navegador pero sí para tenerlo entre la lista de buscadores a usar en diferentes momentos.

Vía | The Next Web
Enlace | Blekko

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

19 comentarios