Compartir
Publicidad

Google Maps sigue monitorizando tu ubicación... aunque lo desinstales

Google Maps sigue monitorizando tu ubicación... aunque lo desinstales
Guardar
21 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Mustafa Al-Bassam es un estudiante de 20 años que estudia Informática en el King's College de Londres y que también hace de asesor de seguridad para algunas empresas. Si te suena su nombre, no te extrañe; se hizo famoso por ser miembro del grupo de hackers Lulzsec, a raíz de lo cual fue condenado a 500 horas de servicio a la comunidad y dos años sin acceso a Internet.

Ahora Mustafa ha vuelto a revolucionar las redes, esta vez con una serie de tuits. En ellos relata cómo ha descubierto que en la última versión de Android, Google Maps está en funcionamiento constantemente, sin poder desactivarlo. Y que incluso aunque desinstales la app, los servicios en segundo plano de Google Play siguen monitorizando tu ubicación.

El descubrimiento tuvo lugar cuando Mustafa entró en un McDonald's, e inmediatamente su móvil le mostró una notificación preguntándole si quería instalar la aplicación oficial de la cadena de restaurantes. El estudiante se dio cuenta entonces de que Google Maps estaba controlando su ubicación, y ante la dificultad de desactivarlo, decidió desinstalar la app. Y aquí es donde vino la sorpresa.

Los servicios de geolocalización de Google Play siguen activos, haciendo seguimiento de la ubicación del usuario, aunque éste haya desinstalado Google Maps.

El tuit no tardó en correr como la pólvora por toda la red social y provocar todo tipo de reacciones, desde quienes afirman que hoy en día es virtualmente imposible desactivar la geolocalización en los móviles, hasta los que están seguros de que hagas lo que hagas, la NSA terminará por encontrarte. Pero tampoco faltaron los que le aportaron algunas soluciones a Mustafa.

¿Cómo puede suceder algo así, y es posible evitarlo?

En algunos medios, como ExtremeTech, especulan con que la razón por la que Mustafa recibió esa notificación es la función Nearby, de la que Google hablaba en su blog el pasado mes de junio. Esta función le permite a Android ofrecerte apps relacionadas con los lugares en los que estés y que puedan serte útiles.

Esta función responde al intento de Google por hacer la publicidad segmentada más útil, y que se active en el momento adecuado, no cuando ya ha pasado la oportunidad. Es como cuando no dejas de ver anuncios de portátiles durante varios días después de haber estado investigando sobre ellos en Internet y haberte comprado uno. Esos anuncios que ves ya no valen para nada.

Google Play puede, por tanto, monitorizar tu ubicación aunque no tengas Google Maps, y es capaz de mostrarte notificaciones sobre apps relacionadas con tu localización actual. Y no sólo eso, sino que además anima a otros desarrolladores a usar estos servicios de geolocalización de Google Play, en lugar de las APIs de código libre que están disponibles mediante el Android Open Source Project.

¿Qué hacer al respecto? Entre las soluciones comentadas en el larguísimo debate a raíz del tuit de Mustafa, la más lógica es desactivar el GPS. Claro que, teniendo en cuenta que también es posible determinar la ubicación usando la triangulación de señales wifi, también habría que desactivar esta conexión.

Otra solución sugerida es desactivar el historial de ubicaciones desde las opciones de Android, o incluso hacerle root al móvil y así tener acceso a opciones avanzadas, como la posibilidad de usar ubicaciones falsas.

Por supuesto, siempre queda la opción de no usar Google Play, pero como comenta el propio Mustafa en su Twitter, es "bastante complicado en el ecosistema actual de Android" debido a las dependencias de algunas aplicaciones (algunas de las cuales ni siquiera funcionarán).

A raíz de su queja en Twitter, Mustafa ha recibido un email del equipo de relaciones públicas de Google, pidiéndole más información sobre su experiencia. Veremos en qué resulta todo esto.

Vía | Twitter de Mustafa Al-Bassam
En Genbeta | ¿Google está espiando a los estudiantes? Eso dice la Electronic Frontier Foundation

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos