Microsoft presume del ritmo de actualización a Windows 11 frente al de Windows 10, pero sólo está jugando con las cifras

Microsoft presume del ritmo de actualización a Windows 11 frente al de Windows 10, pero sólo está jugando con las cifras
13 comentarios

Microsoft anunció a finales de la semana pasada el fin del despliegue progresivo de Windows 11: así, tras varios meses en los que la inteligencia artificial ha ido dictando a cuántos y a qué usuarios se les ofrecía la actualización desde Windows 11, su nuevo sistema operativo ya está 'disponible para todos los dispositivos compatibles'. ¿Cómo podemos resumir el recibimiento que le han dado los usuarios?

"La gente está aceptando la oferta de actualización a Windows 11 en una tasa dos veces mayor de la que vimos con Windows 10". El autor de estas declaraciones —realizadas durante una conferencia llamada 'La nueva era del PC: una conversación sobre Windows 11' en el marco de la COMPUTEX TAIPEI 2022— es nada menos que Panos Panay, el vicepresidente de Microsoft responsable de software y dispositivos Windows.

Recordemos que Windows 11 fue lanzado —versiones 'Insider' al margen— el pasado mes de octubre y, ya a finales de enero, pocos días después de que Microsoft anunciara el inicio de la última fase del despliegue de Windows 11, la compañía ya aseguraba estar apreciando un ritmo de actualizaciones que duplicaba el presenciado con el antecesor directo de su nuevo sistema operativo.

Hace un mes, el propio CEO de Microsoft, Satya Nadella, sacaba pecho durante la presentación de resultados trimestrales de la compañía, anunciando que incluso las empresas —tradicionalmente reticentes a los cambios rápidos— estaban adoptando Windows 11 a un ritmo mucho mayor que en las versiones anteriores del SO.

Pero, ¿podemos creernos estas cifras?

Un vistazo a…
'Sgroogled.com': cuando MICROSOFT lanzaba anuncios ANTI-GOOGLE

Windows 11 no puede presumir, precisamente, frente a Windows 10

Según un informe realizado por la firma de analistas AdDuplex y publicado tres semanas antes de las declaraciones de Nadella, Windows 11 tan sólo sumaba (incluyendo en el conteo a las instalaciones 'Insider') el 20% del mercado de los PCs equipados con alguna versión de Windows 1x. Un estudio muy distinto, centrado únicamente en el mercado 'gamer', arrojaba sin embargo unas cifras muy similares: con Windows alcanzando tan sólo el 19,66% del total del mercado Windows (incluyendo Windows 7 y 8) en abril.

Estos datos y su comparación con los de lanzamientos previos de Windows nos permiten sacar algunas conclusiones interesantes:

  • Si comparamos estos datos de Steam con los que Windows 10 mostraba en marzo de 2016, siete meses después de su lanzamiento, vemos que para entonces el antecesor de Windows 11 ya había alcanzado casi el 37% de cuota de mercado.

  • De lo anterior se deduce que el crecimiento de Windows 11 está siendo mucho más lento que el de Windows 10 en el mismo período de tiempo tras su lanzamiento.

  • Windows 11 también pierde frente a Windows 7: su 'bisabuelo' consiguió en tras sólo un mes los porcentajes que Windows 11 ostenta tras siete meses. Eso sí, Windows 11 sí puede presumir de ganar al (para muchos usuarios) decepcionante Windows 8, que en el mismo período de tiempo tan sólo fue capaz de alcanzar un 11.65%.

¿Microsoft nos miente? No, sólo escoge el titular que le interesa

Entonces, ¿Microsoft miente? ¿El ritmo de adopción de Windows 11 no es ni mucho menos tan rápido como el que proclaman? No tiene porqué: en realidad, eso no es lo que ellos han proclamado. Volvamos a fijarnos en la frase de Panay que recogemos en el segundo párrafo de este artículo:

"La gente está aceptando la oferta de actualización a Windows 11 en una tasa dos veces mayor de la que vimos con Windows 10".

¿Os habéis fijado en el truco? La frase no habla del nivel de adopción general de Windows 11 dentro del conjunto de usuarios, sino sólo dentro de un sector del mismo: aquellos a los que la IA ha ido ofreciendo en los últimos meses dicha actualización, entre los que no se encuentran los millones de usuarios que cuentan con equipos oficialmente incompatibles con Windows 11 (por modelo de CPU y/o ausencia de TPM). Recordemos que, en el momento de su lanzamiento, sus requisitos mínimos de hardware hacían a W11 incompatible con más de la mitad de equipos de empresas.

Temas
Inicio