Síguenos

leon

Con el anuncio de una keynote en la que Apple quiere “volver al Mac”, toda la rumorología maquera se ha disparado. Por fin y tras una larguísima espera, en Cupertino se vuelven a centrar en el su sistema de sobremesa tras concentrarse quizás demasiado tiempo en iOS y sus dispositivos móviles.

A apenas un día de la presentación, hay poquísimas pistas de lo que nos puede traer el nuevo rey de la jungla de Apple, y si agrupamos todas las especulaciones podemos diferenciar entre tres caminos que puede escoger la compañía para dirigir el rumbo de la evolución de su Mac OS X. Echémosles un vistazo tras el salto.

Primer camino: evolución simple de Mac OS X

apple mac os x leopard

Una de las posibilidades puede ser que en Apple simplemente hayan decidido añadir nuevas funcionalidades en Mac OS X que innoven en mayor o menos medida, pero que no tengan nada que ver con el éxito de iOS y todo su mundo de dispositivos. O lo que es lo mismo: seguir el camino que ha seguido Microsoft, Ubuntu o la misma Apple hasta ahora. Seguir mejorando el sistema en una actualización “usual”.

De cumplirse, esto haría ver a Apple opinando que una cosa es iOS enfocado a los dispositivos portátiles y la otra es Mac OS X enfocada a los ordenadores completos, y que sería absurdo intentar combinar dos enfoques y sistemas diferentes. No es mal enfoque, pero quizás Apple no aprovecharía del todo esa mina de oro en la que se ha convertido iOS con su App Store.

Segundo camino: evolución con herencia de elementos de iOS

apple mac os x

Este es para mí el camino más lógico y factible a seguir. Desde el nacimiento del sistema hasta ahora, Apple ha podido recibir muchísimo feedback de toda su comunidad de desarrolladores y seguro que hay factores que se pueden aplicar a Mac OS X. De ser cierto, Mac OS X 10.7 Lion estaría influenciado por multitud de elementos de las interfaces que hemos visto ya en el iPhone y el iPad.

Por el momento, las filtraciones que han salido corroboran esta teoría: hay posibilidades de que las barras actuales de desplazamiento en Mac OS X desaparezcan para dar paso a un desplazamiento con inercia, y con unas barras de desplazamiento semitransparentes que desaparecen si no se usan.

Si Apple ha seguido este camino, sencillamente veremos un Mac OS X mejorado con una serie de elementos y un diseño que nos recordará mucho a iOS. Pero el rastro del sistema móvil en su hermano mayor no será más que eso: interfaz y diseño, con quizás algunas funcionalidades añadidas gracias a las posibilidades que ofrecen el Magic Mouse, el Magic Trackpad y los trackpads de los portátiles de Apple.

Tercer camino: fusión entre iOS y Mac OS X

back to the mac keynote apple

La más revolucionaria, pero al mismo tiempo la más improbable. Una fusión de Mac OS X con iOS ha despertado algunos rumores en el pasado, pero implicaría la inclusión de la App Store en todos los Macs y a pesar que sería algo tremendamente rentable, de momento es bastante absurdo y despierta malas opiniones por sugerir una “tienda cerrada” de aplicaciones.

De todas formas, a medida que miramos hacia el futuro una irremediable relación entre los dos sistemas operativos de Apple se va forjando. De modo que es muy improbable que Mac OS X 10.7 tenga algún tipo de fusión con iOS, pero no se podría decir lo mismo si lo tenemos en cuenta dentro de algunos años. Al fin y al cabo, el león es el rey de la selva y algunos ya consideran que Apple ha elegido ese nombre por ser el último y más fuerte felino que les quedaba…

En unas 25 horas desde la fecha de publicación de esta entrada sabremos qué camino es el que ha tomado Apple exactamente para elevar de nuevo su Mac OS X en la actualidad. Se aceptan apuestas, ¿creéis que Apple nos sorprenderá con alguna funcionalidad revolucionaria o será una simple evolución más?

Imagen | Jelle

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

13 comentarios