Sigue a Genbeta

Google Reader vs. Facebook y Twitter


En vista del reciente declive de servicios como el otrora popular lector de feeds Bloglines, o la empresa Six Apart, antes dedicada al desarrollo de la plataforma Movable Type para blogs (la misma que Genbeta ocupaba en sus orígenes), muchas han empezado ya a augurar el declive de los lectores RSS, asegurando que estos se encuentran en retirada para dar paso a servicios sociales como Facebook y Twitter, que pueden ser usados como fuentes de información.

Justamente a raíz de esto, los de Google Reader han sacado a la luz unas cifras bastante esclarecedoras sobre el tema. Se trata de las estadísticas de uso de este lector de feeds desde su lanzamiento, las cuales desmienten que el uso de servicios como este esté decayendo. Muy por el contrario, la cantidad de usuarios activos de Google Reader ha aumentado de forma constante en ese periodo. De hecho, en el gráfico se aprecia que 2009 fue un año de crecimiento récord, donde el uso estuvo cerca de duplicarse (perdonadme la insensatez de aseverar esto sin las cifras exactas en mano).

Estadísticas de Google Reader

Que cierre Bloglines no debe ser interpretado como un síntoma de la salud de los agregadores de feeds en general, solo es síntoma de una alta concentración por parte de Google, lo cual no es necesariamente malo, ya que alternativas no faltan (FeedDemon el escritorio, montones de lectores de feeds para móviles, otros en la web como NewsBlur o Feedlook, etc), solo que ninguno ha sido capaz de ofrecerle a los usuarios un servicio del nivel del de GReader. Y en el caso específico de Bloglines, ya sabemos que este lector venía de capa caída desde hace tiempo.

Por supuesto que nos gustaría que existiera más descentralización en este mercado. Pero decir que el cierre Bloglines significa que la lectura de feeds RSS se viene abajo es ir demasiado rápido.

Redes sociales y lectores de feeds: complementos antes que competidores

¿Pero cómo interpretamos la explosiva popularización de Facebook y Twitter como fuentes de noticias? Lo que ocurre simplemente es que estas herramientas han acercado el consumo de contenidos digitales al “gran público”, sólo eso. El usuario avanzado sigue prefiriendo la comodidad y versatilidad de un lector de feeds RSS, ya sea web o de escritorio. ¿O alguno de ustedes ha dejado de usar un lector de feeds para “pasarse” a Twitter como lector de noticias? Creo que muy pocos.

De hecho, es probable que muchos usuarios, al descubrir esta nueva forma de acceder a los contenidos, distinta de los medios tradicionales, hayan querido dar “un paso adelante” y hacer upgrade desde informarse vía Twitter, a agregar a un lector de feeds sus medios online favoritos.

Esto explicaría el explosivo aumento del uso de Google Reader que ocurre casi a la par con la popularización de Facebook/Twitter. No son sustitutos, sino que complementos. No se trata de usar uno y el otro. Cada uno cumple una función específica, con Google Reader recibimos contenidos, con Twitter iniciamos una conversación sobre estos.

El salto desde usar “Twitter para todo”, a ocupar un lector RSS especializado está dado por un aumento del tiempo que el usuario dedica a los medios online. Cuando este tiempo se reparte entre radio, televisión, diarios en papel, etc, solo quedan unos minutos al día para leer en la web.

En este escenario, es obvio que las redes sociales son un canal más conveniente para informarse, ya que funcionan más como la televisión o el diario: son un flujo constante de información que circula en cada momento, que podemos dejar semanas o incluso meses sin atender, para luego echar un vistazo solo a lo más reciente (del mismo modo como cuando volvemos de vacaciones la televisión no nos dice “tienes no-se-cuántos noticieros pendientes por ver”).

How RSS works

En tanto, Google Reader funciona más como el correo electrónico: nos suscribimos a los feeds que nos interesan y en cierto modo se nos obliga a seguirles el rastro, a enterarnos de todo lo que se publica. Existe una pequeña presión para permanecer al día con todo lo que sale.

Pero cuando el usuario va migrando desde los medios tradicionales hacia el contenido web, dispone más tiempo para recibir información online, y es natural que migre a una herramienta más especializada como Reader (que es lo que de hecho ocurre).

Además, Google ha sabido integrar en su lector las funciones sociales que tanto se le alaban a Twitter y Facebook, de forma tal que sean de utilidad para sus usuarios. Personalmente, muchas veces me ha pasado que cuando no tengo tiempo de ponerme al día con todas las suscripciones, simplemente me pongo a revisar lo que han compartido las personas a las que sigo, dejando que el criterio de ellos funcione como un auténtico filtro que separe lo que vale la pena leer de lo irrelevante.

También se nos permite comentar los posts e iniciar conversaciones en el mismo lector, y se nos sugieren feeds acordes a nuestros gustos. Incluso, Reader va más allá de lo que ofrecen las redes sociales tradicionales, y ofrece un algoritmo que ordena los artículos no por antigüedad, sino que por los temas que nos interesan.

Los lectores de feeds tampoco son perfectos: el problema de la “infoxicación”

Google Reader en móviles

Hay ciertos elementos que caracterizan a que caracterizan a Twitter y Facebook como fuentes de información y que han sido causantes de su fuerte aceptación entre la gente. Los lectores de feeds bien podrían aprender de esto e incorporar estos elementos, para así acercar más los agregadores RSS al “usuario de a pie”, pero sin perder las ventajas que ya poseen.

Como dije arriba, los lectores RSS tienden a esclavizarnos a “un estilo de vida” de sobreinformación. Esto puede ser aceptable para los “power users” y los llamados nativos digitales, pero no para el usuario común.

Por esto, sería espectacular si Google Reader y otro lectores agregan un “modo de lectura” ad-hoc para los lectores ocasionales. Que en vez de ofrecerse la opción de “marcar como leído lo que sea anterior a 48 horas”, se muestre como pendiente por leer sólo lo publicado en las últimas horas, sin que el usuario tenga usar la opción de “marcar como leído”.

Por supuesto, de implementarse esta función, tendría que estar desactivada por defecto, pero ser sugerida de forma automática a quienes ingresen a su cuenta de Google Reader cada 1 semana o menos. De ese modo, Reader se estaría adaptando a las necesidades de cada tipo de usuario.

El futuro de los blogs

Blogs

Para ir cerrando este artículo, no niego que estamos presencia de la retirada de los blogs como fenómeno masivo donde todos publiquen contenidos, de la utopía de 1 blog por persona. Ahora existen formas mucho más efectivas de compartir y difundir información personal, ideas, comentarios, opiniones, etc.

Pero como medios de comunicación, los blogs todavía van en alza, y a un ritmo envidiable. Por ejemplo, la red de blogs Gawker ya ha superado en número de lectores a la mayoría de los diarios online de Estados Unidos, y por otras latitudes la tendencia es la misma. Y mientras haya blogs, habrá lectores RSS, ya que es la forma más efectiva y cómoda de acceder a los contenidos de estos.

Imágenes (Flickr) | Latte Blog, Google Reader Mobile, RSS flow

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

17 comentarios