Compartir
Publicidad
Publicidad

Confirmada la multa a Julio Alonso por los comentarios contra la SGAE que terceros publicaron en su blog

Confirmada la multa a Julio Alonso por los comentarios contra la SGAE que terceros publicaron en su blog
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Con esta demanda buscan meter miedo, que la gente se autocensure por miedo a ser demandada - Julio Alonso

La Audiencia Provincial de Madrid ha confirmado la sentencia que considera a Julio Alonso, director general de Weblogs SL, responsable de una vulneración al derecho al honor de la Sociedad General de Autores (SGAE), por ciertos comentarios escritos por terceros en su blog.

La sentencia de julio de 2008 le imponía una multa de 9.000 euros, le obligaba a publicar la sentencia en su blog, le exigía la retirada de los comentarios y el pago de las costas judiciales. La SGAE había demandado a Julio Alonso después de publicar un post titulado “SGAE=Ladrones” en el que contaba que había en marcha un Google Bombing contra la SGAE con la expresión del título.

La campaña fue un éxito y la página de la SGAE se situó como primer resultado en Google en la búsqueda de la expresión “ladrones”. Más tarde Google modificó su algoritmo y el post de Julio Alonso pasó a ser el primer resultado de esa búsqueda en Google.

Julio Alonso fue condenado en primera instancia, no por el contenido de su post, no habia injurias en el post según el tribunal, pero sí en los comentarios dejados por los lectores, si bien se consideraba al bloguero como “colaborador necesario”. Ahora la Audiencia Provincial de Madrid ha desestimado el recurso que presentó Julio Alonso y ha confirmado la sentencia (pdf) que será recurrida ante el Tribunal Supremo. El propio demandado ha explicado en su blog la importancia y gravedad de esta decisión judicial para el futuro de internet:

Con esta sentencia, y otras en casos similares, se están estableciendo las condiciones de actuación de las publicaciones en Internet en España. Si se mantiene esta interpretación cualquier dueño de cualquier página web es responsable de cualquier comentario que haga cualquier usuario. Da igual si lo sabía o no. Da igual si lo ha retirado posteriormente o no. Da igual. Se trata de una responsabilidad objetiva. Si el blog es tuyo la responsabilidad es tuya.
¿A qué lleva esto? A que a la SGAE le haya salido bien su jugada, que no era quitar ese post o recaudar 9.000 euros (irrelevantes para ellos). Era generar miedo. Era conseguir que ante dos o tres sentencias condenatorias, el resto de páginas webs se autocensure.
Si ante cualquier demanda de cualquier entidad criticada (ya sea la SGAE o cualquier empresa) voy a ser responsable de lo que diga cualquier comentarista, para muchos no valdrá la pena correr el riesgo y, en la práctica o bien eliminarán los comentarios directamente, o los moderarán previamente publicando sólo el 10% que consideren ultraseguro, o, por último, retirarán cualquier comentario y cualquier post a la primera protesta de cualquier afectado.
Adios a la web participativa. Bienvenidos a la web miedosa y controlada por los departamentos legales de grandes corporaciones.

Foto | fernand0

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos