Compartir
Publicidad
Publicidad

Las cuentas de @mossos y @policia, un ejemplo un día de atentado: Información rápida, práctica, sin alarmismos, en varios idiomas

Las cuentas de @mossos y @policia, un ejemplo un día de atentado: Información rápida, práctica, sin alarmismos, en varios idiomas
Guardar
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unas horas, España volvía a acostarse envuelta en una pesadilla. Un ataque terrorista dejaba en Barcelona 13 muertos y cientos de heridos. Después de la madrugada llegaba otra voz de alarma desde Cambrils, donde los Mossos lograron impedir que se perpetrara otro ataque.

Los Mossos d'Esquadra no sólo han conseguido eso, sino que han demostrado cómo deben cubrirse momentos tan difíciles en las redes sociales, en varios idiomas, con respeto, información clara y lejos de sembrar alarmismos.

En momentos tan delicados es lo más necesario, ayudando a los familiares de las víctimas y personas que puedan estar por la zona. Han sido una fuente fiable, que se actualizaba en todo momento con información útil:

Mossos

Cuentas como las de la Policía Nacional (@policia), Emergències Catalunya (@emergenciescat) y @TMBinfo son también un buen ejemplo de ello. Desgraciadamente, no todo ha sido así, e Internet ha vuelto a sacar a relucir lo peor de la nosotros.

La otra cara de la moneda

Vivimos en la inmediatez. Todo lo queremos saber, y al momento. El ego y las redes sociales hacen que muchas personas compartan todo tipo de información por el mero hecho de ser relevantes. Esto se vió desde el primer minuto del ataque terrorista, con gente grabando a las víctimas en vídeo y subiéndolos a las redes sociales.

No sólo inició el clásico debate de "¿por qué no dejas de grabarles y les ayudas?", sino que además estás traficando con el sufrimiento de una persona a la que (probablemente) no conoces.

Lo peor de todo es que muchos medios de comunicación consolidados han estado haciendo esto minuto a minuto. A pesar de la petición de las autoridades de no difundir imágenes e información, han estado contando a minuto a minuto todo lo que sabían, interfiriendo así con operaciones policiales muy delicadas.

Duele especialmente que la televisión pública, que pagamos todos los españoles, sea una de las que más han desobedecido las peticiones de las autoridades. Ver cómo difunden el dolor de quienes les sustentan económicamente es muy desagradable.

También han hecho lo propio con las imágenes de las víctimas. Creo que nadie gana nada viendo eso. El respeto debería estar por encima del morbo. La desgracia de desconocidos no debe ser un espectáculo. Acercarse a este contenido de la misma manera que se inicia un episodio en Netflix me parece un horror.

En Xataka | Ante el ataque, Facebook se ha convertido en una gran lista de de barceloneses ofreciendo casa, comida y ayuda

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos