Compartir
Publicidad
Publicidad

Arabia Saudí: Llega el "Día de la Ira" y en breve una delegación de senadores españoles

Arabia Saudí: Llega el "Día de la Ira" y en breve una delegación de senadores españoles
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad
¿satisfizo a los antifranquistas el apoyo de las democracias occidentales a Franco? - Donato Ndongo-Bidyogo

El "Día de la ira" ha llegado a Arabia Saudí de la mano de los chicos y chicas de Facebook y los blogueros de aquel país. Una monarquía dictatorial que prohíbe las manifestaciones y los partidos políticos con la misma firmeza que tortura a los disidentes o trata a las mujeres como seres inferiores y sujetas a prohibiciones demenciales.

Lo que no quita para que la Mesa del Senado de España organice un viaje institucional para fortalecer las relaciones entre los dos países. La delegación, otra como la que viajó a Guinea, llegará coincidiendo con la segunda jornada de protestas convocadas para el día 20.

El pasado miércoles el ministro de Exteriores saudí, príncipe Saud al Faisal, advirtió que las manifestaciones eran ilegales y que nadie se debe entrometer o le corta un dedo. Algo que entra dentro de lo normal en la respetada monarquía saudí donde la última vez que bloquearon Facebook coincidió con una condena a un ciudadano por ser gay: 500 latigazos y de vuelta a prisión.

El gran muftí, jeque Abdulaziz Al al-Sheik, la principal autoridad del Gobierno sobre temas religiosos ha contestado a los jóvenes de Facebook que se opone a que las mujeres sean integradas en la vida política. El líder religioso supremo lo ha hecho desde la red, un moderno. Y es que Internet sigue funcionando, aunque varias webs han sido bloqueadas. Un bloqueo total atizaría más el descontento.

Si bien blogueros como Ahmed al-Omran aseguran que ahora mismo la monitorización de la red es absoluta. "Están vigilando de cerca lo que la gente está diciendo en Facebook y Twitter. Obviamente están ansiosos y quieren asegurarse de que no lo logremos", se refiere al éxito de la jornada de protestas convocadas para hoy y el próximo día 20. Hoy es el gran ensayo, quizá más que eso.

Los convocantes y promotores del Día de la Ira reclaman desde Facebook que la elección del presidente y los miembros del Majlis Al-Chura (ahora consejo consultivo nombrado por el Rey) sean electos, la liberación de los detenidos políticos, la libertad de expresión (y de reunión) y que las mujeres tengan los mismos derechos que los hombres; entre otras peticiones, muy moderadas y lógicas, pero que en aquella tiranía corrupta, zumbada y criminal es todo un manifiesto revolucionario.

Por su parte, el Consejo de los ulemas, la más alta autoridad religiosa, también ha recordado la prohibición de las manifestaciones convocadas desde la red y el Majlis Al-Chura (consejo consultivo del Rey) hace un llamamiento para "no responder a estas llamadas a la protesta callejera que son contrarias a los principios islámicos".

Mientras desde el Ministerio del Interior se advierte que la policía usará todos los medios a su alcance para evitar las protestas convocadas desde la red. Y en estas dice el peculiar y bronco presidente del Senado que van de viaje a Arabia Saudí para "ayudar a fortalecer las relaciones de este país con España". ¿Sabe lo que dice?.

Arabia Saudí condena con regularidad a personas con diversas formas de castigo corporal. Por ejemplo, los azotes son obligatorios en algunos delitos y los jueces pueden utilizar esta pena como alternativa o complemento a otras. No son excepcionales casos similares al del hombre al que se quería seccionar la médula espinal. Se han llegado a conocer sentencias que dictan sacar los ojos o extraer dientes. PSOE, PSC, PP, CiU y un ex del PAR hacen las maletas y se van de viaje comercial en estos momentos. Destino: Arabía Saudí. Objetivo: ayudar a España y las empresas españolas. Rojo pone como ejemplo la línea de Alta Velocidad entre La Meca y Medina a cuya obra opta un consorcio de empresas españolas.

No consta que se vaya a ayudar a los miles de encarcelados en aquel país por pedir una mayor apertura política como el Dr. Saud al-Hashimi, médico de 46 años, que ha sido sometido a torturas (descargas eléctricas) en la prisión de Dhahban, en el oeste de Arabia Saudí.

La ofensiva desfachatez política a la hora de defender en estos momentos históricos la cuestionada Realpolitk con gestos innecesarios también pasará factura a España. Más cuando se hace de manera tan escandalosa como la prevista por el Senado de España.

Imagen | ثورة حنين 11 مـارس Facebook

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos