Publicidad

Cómo utilizar los controles parentales en macOS
Guía de inicio

Cómo utilizar los controles parentales en macOS

HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Puede haber algunas ocasiones en las que un menor de la familia necesite utilizar un Mac que hay en casa, y es en esos momentos en los que podríamos plantearnos si es una buena idea restringir el tipo de cosas que ese niño puede hacer.

Por eso hoy vamos a mostrar cómo configurar los controles parentales en macOS, una funcionalidad que nos permite (por ejemplo) crear una lista de aplicaciones y webs a las que sí se puede acceder, establecer límites de tiempo o incluso evitar que cambien la configuración de periféricos (como pueden ser una impresora o un escáner).

Cómo configurar el control parental en tu Mac

Para empezar, necesitaremos ir a las Preferencias del Sistema. Podremos hacerlo desde el icono que encontraremos en nuestro dock o haciendo click en el símbolo de Apple () que aparece en la esquina superior izquierda de nuestra pantalla.

Dentro de las Preferencias del Sistema tendremos que buscar el apartado de 'Controles Parentales', que aparece representado con un círculo de color amarillo y dos siluetas en su interior:

Window Y Preferencias Del Sistema

Una vez dentro, el siguiente paso será hacer click en el candado que aparece en la parte inferior izquierda de la ventana, para que así nos permitan realizar cambios. Para verificar que somos los administradores del sistema, necesitaremos introducir el nombre de usuario y contraseña.

Window Y Controles Parentales

En la barra izquierda nos encontraremos las cuentas de usuario que hayamos creado, y si no tenemos ninguna nos encontraremos con el perfil de invitados. Una vez que seleccionemos el usuario sobre la que queremos aplicar los controles parentales nos aparecerán una serie de restricciones que podemos habilitar.

Window Y Controles Parentales
  • Apps: aquí podemos gestionar el acceso a la cámara de nuestro equipo, restringir la habilidad de acceder a juegos multijugador vía Game Center, sólo poder enviar correos electrónicos a ciertos contactos o que solo puedan ejecutarse unas aplicaciones específicas.
  • Internet: esta pestaña nos deja limitar el número de webs a las que se puede acceder desde cualquier navegador.
  • Tiendas: en este apartado podemos controlar el uso que se puede hacer de la iTunes Store, limitando el acceso a música con contenido explícito o películas no recomendadas para ciertas edades.
  • Tiempo: aquí podemos establecer límites de tiempo (entre semana o fin de semana).
  • Privacidad: desde esta pestaña podemos limitar el acceso a cierto tipo de datos desde algunas aplicaciones.
  • Otros: por último, desde este menú podemos desde desactivar Siri y Dictado, la edición de impresoras y escáneres, impedir la modificación del Dock o que se graben CDs o DVDs desde el Finder.

Como vemos, macOS ofrece una cantidad de opciones que se pueden ir combinando para que cada usuario pueda establecer un escenario idóneo en el que los más pequeños de la casa puedan utilizar el equipo sin tener que preocuparse de qué tipo de cosas hacen o a qué contenido acceden.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir