Publicidad

DistroTest, o cómo probar más de 200 distribuciones Linux directamente desde una ventana del navegador

DistroTest, o cómo probar más de 200 distribuciones Linux directamente desde una ventana del navegador
4 comentarios

Publicidad

Publicidad

Si algo sabe cualquiera que haya querido probar Linux alguna vez, es que las opciones son tantas que a veces resultan abrumadoras. Distribuciones sobran y a veces no es fácil elegir la que más se adapte a nuestros gustos y necesidades.

Esa misma abundancia de alternativas es una de las mejores y a la vez peores características de Linux, y es normal que muchos consigan hasta un pasatiempo en probar diferentes distros. Ahora, si no quieres pasar por el proceso de búsqueda, descarga, creación de disco de arranque e instalación, quizás DistroTest te ofrezca una solución interesante.

DistroTest es una web que nos ofrece probar, directamente desde una ventana del navegador, más de 200 distribuciones Linux distribuidas entre más de 700 versiones diferentes de estas. Esto es posible gracias a QEMU, un emulador y virtualizador open source.

Mucho más fácil y rápido que crear tu propia máquina virtual, pero con sus limitaciones

Anotacion 2019 07 31 171824

Aunque DistroTest no cuenta precisamente con la web más bonita y moderna del mundo, cumple su cometido. Todas las 233 distros con las que cuenta hasta ahora, están simplemente organizadas alfabéticamente.

El proceso para ejecutar una es extremadamente sencillo, solo elige distro y luego elige la versión que quieres probar si se te ofrecen varias. La web te indicará tanto el usuario como la contraseña (es la misma para todas las máquinas) del sistema emulado para que puedes iniciar sesión.

Eso sí, las sesiones están limitadas a 30 minutos por máquina, aunque puedes extender el tiempo durante 15 minutos más. Otro detalle es que aunque puedes hacer de todo con estas distros, como instalar y desinstalar software y probar todas sus funciones, el internet no va a funcionar, y probablemente funcionen muy lento.

Esto no es ni de lejos un reemplazo a una máquina virtual que puedes crear tu mismo dentro de tu sistema operativo actual, ni mucho menos para los live CD de las distros. Pero, es una forma rápida, fácil y simple de echar un vistazo a cómo luce una distro, que cosas integra, y su estado actual antes de ir a descargarla completa.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir