Publicidad

Avast cierra la empresa subsidiaria que usó para vender los datos privados de sus usuarios, y promete centrarse en su antivirus

Avast cierra la empresa subsidiaria que usó para vender los datos privados de sus usuarios, y promete centrarse en su antivirus
9 comentarios

Publicidad

Publicidad

Hace tres días, tras la publicación de un reportaje elaborado por PCMag y Motherboard, descubríamos que la popular compañía de antivirus Avast había estado vendiendo datos de navegación privados de sus usuarios a algunas de las mayores compañías del mundo, a través de una compañía subsidiaria.

En su nómina de clientes podíamos encontrar grandes multinacionales como Google, Microsoft, Pepsi, Expedia, Yelp, Home Depot, Sephora, Loreal, McKinsey o Condé Nast. La pregunta era ¿qué va a hacer Avast ahora que su polémico modelo de negocio ha quedado al descubierto?

Adiós Jumpshot, adiós millones de dólares

Hoy hemos conocido la respuesta: cerrar Jumpshot, la subsidiaria que estaba usando para vender todos esos datos. Ésta se fundó legalmente en 2010, pero su lanzamiento al mercado no tuvo lugar hasta 2012, tras una exitosa campaña de crowdfunding.

En aquel momento, esta compañía no estaba aún vinculada a Avast, y se centraba en desarrollar programas anti-malware. Luego llegaría su compra por parte de Avast y su 'cambio en enfoque'.

Dicho enfoque pasaba por recopilar y empaquetar los datos personales de navegación que le iba filtrando su empresa matriz gracias a sus antivirus y extensiones para navegadores web. Luego, Jumpshot lanzaba varios productos diferentes con los que prometía "proporcionar a las compañías una visión más completa de todo el recorrido online del usuario".

Destacaba en este apartado uno de sus productos, el denominado 'All Clicks Feed', que permitía seguir de cerca el comportamiento online de los usuarios con respecto a un dominio en concreto. Todo ello una información tan detalla que, como explicábamos hace unos días, en la práctica permitía identificar a muchos de esos usuarios, pese a la teórica anonimización de los datos.

Algunas de las compañías que trabajaban con Jumpshot llegaron a pagarle millones de dólares por esta información. De modo que ahora, después de que Avast haya anunciado que dejará de proporcionar información de sus usuarios a su subsidiaria (y, más tarde, de comercializar la ya recopilada), se abre una etapa de incertidumbre para Avast, pues previsiblemente su flujo de ingresos se reducirá de manera notable.

Avast promete dejarse de trucos para centrarse en los antivirus

Pero es Avast, y no Jumpshot, la compañía que cotiza en el mercado bursátil, y desde su salida a bolsa la primera se debe a sus accionistas, que no quieren ver destruido el valor de sus acciones por un escándalo de este tipo: de hecho, tras una subida del precio de las mismas de un 90% interanual, en los días siguientes a que PCMag desvelara lo ocurrido con Jumpshot, las acciones de Avast perdieron una cuarta parte de su valor.

De modo que Avast, que al fin y al cabo sigue siendo una de las grandes marcas del mercado de los antivirus, una muy reconocible por los usuarios, estaría apostando por centrarse en su negocio principal (antivirus, soluciones VPN, etc) y olvidarse de prácticas como las desveladas en estos días. En palabras del CEO de Avast, Ondrej Vlcek:

"La misión principal de Avast es mantener a sus usuarios seguros cuando navegan y otorgarles el control sobre su privacidad. [...] La conclusión es que cualquier práctica que ponga en peligro la confianza del usuario es inaceptable para nosotros".

Vía | VentureBeat

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios