Publicidad

Certificado digital vs DNI electrónico vs sistema Cl@ve: en qué se diferencian y cuál te conviene más según tus necesidades
A fondo

Certificado digital vs DNI electrónico vs sistema Cl@ve: en qué se diferencian y cuál te conviene más según tus necesidades

Para acceder a la realización de todo tipo de trámites y gestiones ante las administraciones públicas nacionales, autonómicas y locales la ciudadanía española dispone, esencialmente, de tres métodos de identificación: el certificado digital, el DNI electrónico y el sistema Cl@ve.

Tres formas distintas de validar nuestra identidad digitalmente ante diferentes estamentos y organismos que analizamos para encontrar sus pros y sus contra. Porque aunque todos comparten el mismo propísito, que es demostrar ante las administraciones públicas que somos quienes decimos ser, no todos se usan de la misma manera, resultan igual de ágiles ni se gestionan del modo.

Analizamos los pros y los contra de los certificados digitales, el DNI electrónico y el sistema Cl@ve

Certificado digital: pros y contras

Certificados Sede Google Chrome 2020 09 29 17

El certificado digital, también llamado certificado electrónico, es una suerte de firma digital que se instala en nuestros ordenadores y más concretamente en un navegador de internet para garantizar nuestra identidad. Gracias a ello, podemos realizar gestiones telemáticas con las administraciones que los soporten.

La obtención de un certificado digital puede llevarse a cabo realizando una solicitud ante una de las entidades emisoras de certificados, desde organismos dependientes de las comunidades autónomas hasta la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre, la cual proporciona uno de los certificados electrónicos más habituales y probablemente el más usado en España.

Uno de los puntos más interesantes sobre el certificado de la FNMT es que su renovación puede realizarse online, generalmente, siguiendo unos pasos bastante sencillos que, no obstante, requieren cierta paciencia.

  • Pros: Certificado ampliamente aceptado, no se necesita ningún dispositivo adicional para utilizarlo más allá de un ordenador, no requieren PIN, renovación telemática

  • Contras: Tramitación de forma presencial, habituales dificultades de uso por incompatibilidades y problemas con los navegadores

DNI electrónico: pros y contras

DNI electrónico

El DNIe, DNI electrónico o Documento Nacional de Identidad electrónico es el doumento que acredita físicamente la identidad de su titular, además de acreditarla también digitalmente. En la práctica, este soporte físico integra un certificado digital que nos permite identificarnos en trámites telemáticos e incluso firmar electrónicamente documentos. Si un DNI tiene chip, es un DNIe.

En este caso, los certificados digitales presentes en los DNI electrónicos son emitidos por la Dirección General de la Policía, que es su responsable. Actualmente están en circulación dos tipos de estos documentos de identidad electrónicos que, salvo pequeñas diferencias como la inclusión de tecnología NFC en la versión más evolucionado en expedición desde el 2015, son similares.

Para usar el DNIe necesitamos sí o sí disponer de un lector de tarjetas compatible y hacer uso de un código PIN de seguridad, dos circunstancias que no son necesaria con los certificados digitales de la FNMT. Eso sí, los certificados del DNIe vienen incorporados siempre con el documento, incluso aunque no los usemos, y renovarlos a los cinco años es tan sencillo como acudir a una oficina de expedición del DNI y hacer uso de los quioscos habilitados, sin necesidad de cita previa ni ningún trámite adicional. Su uso a la hora de hacer trámites es similar al del certificados de la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre o equivalentes.

  • Pros: el DNIe lo lleva incorporado, su renovación es sencilla aunque presencial, mayor seguridad al necesitarse el documento físicamente y un PIN

  • Contras: necesitas un lector de tarjetas compatible, la renovación implica desplazarse a un oficina de expedición

Sistema Cl@ve: pros y contras

Logo del sistema Cl@ve

Cl@ve es un sistema, también conocido como Identidad Electrónica para las Administraciones, que pretende unificar y simplificar el acceso electrónico de la ciudadanía a los servicios públicos mediante un único método. La idea es que con solo recordar unas credenciales concretas, un usuario y una contraseña o un código PIN recibido en un dispositivo móvil, un ciudadano pueda acceder a los servicios y trámites de cualquier administración. Además, también permite firmar digitalmente como los certificados electrónicos.

Dentro del sistema Cl@ve encontramos dos posibilidades de uso: Cl@ve PIN u ocasional y Cl@ve permanente. La primera nos proporcionar un código que podemos obtener vía SMS o mediante la aplicación de Cl@ve PIN en nuestro teléfono móvil; esté método está pensado para un uso más ocasional, aunque funiona bien también en uso intensivo. La segunda posibilidad se corresponde a la forma de acceso mediante un usuario y una contraseña, a la que la mayoría de internautas ya están acostumbrados.

Para usar este sistema hace falta registrarse de forma presencial en una oficina de registro o por internet tanto si contamos con certificado electrónico o DNIe como si no. El proceso para darse de alta es bastante sencillo y el uso posterior del sistema es tremendamente fácil, evitándonos instalar certificados en nuestro equipo, problemas de compatibilidades o necesidad de contar con un dispositivo físico adicional.

  • Pros: Uso fácil, al no necesitar la instalación de ningún certificado evitamos problemas de incompatibilidades, no requiere de dispositivos físicos adicionales

  • Contras: Para darse de alta sin certificado electrónico o DNIe hay que esperar a recibir una carta en nuestro domicilio

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios