Compartir
Publicidad
Publicidad

Cómo atrapar un ladrón de copyright y descubrir que es "uno de los nuestros"

Cómo atrapar un ladrón de copyright y descubrir que es "uno de los nuestros"
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A mediados de Abril, desde la Motion Picture Asssociation of America (MPAA) se destapó el caso de Wes DeSoto, un actor miembro de la Asociación de Actores norteamericana, al que habrían pillado con las manos en la masa, o mejor dicho, en el teclado.

DeSoto es sospechoso de haber subido a la red cópias de El Discurso del Rey, 127 Horas, El Luchador y Cisne Negro entre otros. Dichas cópias las consiguió de forma legal como actor miembro de la asociación.

El 28 de Enero, la empresa de monitorización Deluxe Webwatch que trabajaba para Paramount Pictures, detectó un copión de trabajo de alta calidad de "El luchador" que había hecho pública el grupo TiMPE.

Para dar 'crédito', TiMPE indicó que la fuente del fichero era “720p SAG screener (mf34inc)” (siendo SAG "Screen Actors Guild" o Asociación de Actores de Pantalla, y "mf34inc" el nombre de usuario). Desde Deluxe se bajaron la película, lo que podría entrar en delito contra la propiedad intelectual, por aquello que ni si quiera las fuerzas del orden pueden infringir la ley (y Deluxe Webwatch no forma para nada parte de las fuerzas del orden).

Una vez con la cópia en las manos, Deluxe no pudo detectar ninguna prueba que indicara la procedencia. Preguntaron a la productora, y les dijeron que habían puesto marcas identificativas, pero en la versión disponible en iTunes. También les indicaron que se centraran en buscar a "mf34inc".

La búsqueda les llevó a The Pirate Bay, donde descubrieron un usuario que, además de la película en cuestión, también subió "127 hours", "El Discurso del Rey" y "Cisne Negro". Sin embargo, no pudieron conseguir las direcciones IP de "mf34inc".

Quedaron al acecho hasta que el mismo usuario empezó a subir otra cópia, ésta vez de "Rabbit Hole", y entonces si que pudieron conseguir la dirección IP desde la que se realizaba la transferencia. Resulta que DeSoto tenía un código que le había mandado la Asociación, para así poder descargar "Rabbit Hole" desde iTunes.

Por si no fuera poco, en la sección de comentarios del fichero torrent, se cuestionó la autenticidad de la película, a lo que el usuario "mf34inc" respondió que era miembro de la Asociación de Actores y que pensó en compartir las peliculas, auto-incriminandose de forma automática.

Con la dirección IP y una marca identificativa de la pelicula "Rabbit Hole" bajade de iTunes y luego subida como Torrent, los de Deluxe se fueron al ISP a preguntar. La respuesta, un tal Wes DeSoto de Los Angeles.

Pero los despropósitos no terminan aquí. Se ve que la cuenta de iTunes desde la que se descargó "El Luchador", está asociada a la dirección de correo "wes [en] mf34.com". Y la dirección IP desde la que se descargó El Luchador de iTunes es la misma que se usó para subir "Rabbit Hole" a The Pirate Bay.

Con todos los datos en la mano, sólamente quedaba pedir la foto de DeSoto a las autoridades, y que el FBI se presentase en su casa para arrestarlo.

Toda una serie de errores y despropósitos que, finalmente, parecen demostrar que no solamente los usuarios de internet, los malvados, malignos, malosos internautas, asociados al narco-tráfico y al terrorismo internacional, son responsables de todos los males del mundo.

Los casos más flagrantes vienen, como siempre, "desde dentro". Y a menudo dan hasta para un buen guión.

Vía | Torrentfreak Foto | Alejandro Agrelo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos