Compartir
Publicidad
Publicidad

Manifestaciones en Barcelona durante la #vaga29F, matando moscas a cañonazos

Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Alguien tendrá que dar explicaciones sobre lo que está ocurriendo en Barcelona, que ocurrió y volverá a ocurrir cada vez que se pongan de acuerdo un grupo de personas para salir a la calle y reivindicar sus derechos, porque esto de los Mossos d’Esquadra no es normal. Y hoy se ha visto con mucha claridad en el acontecimiento del día en Twitter, #vaga29F, que lleva como Trending Topic desde esta mañana, aunque por motivos que han ido evolucionando con el correr de las horas y que prácticamente han borrado de la red todo rastro de la Primavera Valenciana.

La manifestación convocada con motivo de las protestas de estudiantes, profesorado y personal administrativo de las universidades se desarrollaba esta mañana en Barcelona y sus alrededores con algunas actuaciones extralimitadas, como en el caso de los cortes de tráfico de un cuarto de hora en la autopista AP-7 y en los trenes que van al campus de la UAB. Al poco, en Twitter leíamos que los servicios habían quedado completamente restablecidos.

Más tarde, hubo en pleno centro de la ciudad una toma de micrófonos radiofónicos en Ona FM, emisora de la SER, donde un portavoz de los estudiantes leyó un manifiesto de repulsa a los recortes ante la presencia de los consternados periodistas que se encontraban en el aire, que le dejaron hacer en pro de la libertad de expresión.

Pero hubo también gritos y lanzamiento de objetos contra los agentes de los Mossos d’Esquadra que estaban custodiando la sede de la Bolsa de Barcelona, y eso ya sí que no. Paralelamente, un grupo de jóvenes rompía los cristales de una oficina bancaria y otro quemaba unos contenedores y la respuesta se desataba en toda Barcelona a golpe de porra, con disparos y mucho, mucho alboroto. Mucho más que el alboroto de ver unos cristales rotos o unos contenedores quemados, pero es lo que tienen los alborotadores que se dan cita en este tipo de acontecimientos.

Una mujer lamentaba que en los altercados hubiera ardido la parte delantera de su coche, que estaba aparcado junto a los contenedores incendiados. Decía con razón que su coche no puede arreglar nada, ninguno de los problemas que han llevado a los jóvenes a comparar la situación que atraviesa la educación con el panorama económico de Grecia. “Si se hacen los suecos, nos haremos los griegos”, decía una de las pancartas de la manifestación, alejándose de los problemas específicos de los estudiantes y abriendo la protesta a la marcha de todo el país.

Aislamiento sin incidentes en el Mobile World Congress

Mientras tanto, un grupo de manifestantes se dirigía hacia las inmediaciones de la Feria de Barcelona, donde se celebraba hoy el Mobile World Congress, y en un momento teníamos la triste estampa de los asistentes al evento, que aunque estuvieran hiperconectados con el mundo entero dentro de la Feria quedaron aislados del mundo real por los Mossos d’Esquadra.

En el congreso mundial de la telefonía, el presidente de la Asociación GSM tranquilizaba a los asistentes diciéndoles cómo podían acceder a taxis y a autobuses, ya que la parte de la plaza donde se encuentran los accesos al metro estaba acordonada por la Policía. Mientras esta información fluía en el interior, en el exterior un joven resultaba detenido por sacar una foto del momento.

Se dice que una chica ha sido atropellada por una de las furgonetas de los Mossos d’Esquadra, algo que no extraña demasiado si vemos la ostentación de fuerza bruta que son capaces de hacer los garantes del orden pero que al parecer no recibe en internet el necesario apoyo gráfico que lo atestigüe.

En total, el Servei d’Emergències Mèdiques, que coordina las asistencias sanitarias catalanas, habla de nueve heridos, cinco de ellos mossos d’esquadra. Pero las imágenes y la lógica nos dicen que ha tenido que haber muchos más afectados por los golpes en muchos casos innecesarios, y no sólo con porras sino también con vehículos policiales.

Ante imágenes tan lamentables como estas, cae por su propio peso que las cosas no se están haciendo de un modo racional, es evidente que quienes están al mando de estas actuaciones no sopesan las consecuencias de sus decisiones, y es flagrante que estas personas hacen cualquier cosa menos un servicio a la sociedad. Matan moscas a cañonazos.

Por eso alguien deberá algún día dar explicaciones. Como mínimo. Y si realmente ese alguien aprecia en algo a la ciudadanía para la cual dice trabajar, algún día ese alguien deberá dar algo más que explicaciones a quienes ven estas escenas. ¿Ha sonado por ahí la palabra “dimisión”? No, eso en España no se estila.

Aún estamos esperando a que alguien reconozca que lo de Plaza Catalunya fue una brutalidad, se mire como se mire. Pero no. Aquello fue proporcional, esto de hoy también lo habrá sido, los vídeos son una ilusión óptica y los que cuentan la película al calor del sol que más calienta dirán que los violentos obligaron a la Policía a restablecer el orden. Pero es que si no fuera así seríamos un país normal.

Más información (en imágenes) | Un fotógrafo
En Nación Red | El #29F se calienta en la red al abrigo de la #PrimaveraValenciana

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos