Cierra Popcorn Time, el gran dolor de cabeza para Netflix y Hollywood, que hizo la revolución gracias a su código abierto

Cierra Popcorn Time, el gran dolor de cabeza para Netflix y Hollywood, que hizo la revolución gracias a su código abierto
24 comentarios

Popcorn Time, conocida por ser una aplicación que hacía que ver películas y programas de televisión en streaming fuera casi tan fácil como usar Netflix, ha cerrado. La herramienta se lanzó en 2014 y en un solo año se convirtió en uno de los servicios más populares del sector.

Su atractivo residía en que buscaba los archivos .torrent de las películas más populares, localizaba la versión de más calidad y la reproducía en streaming, saltándose el proceso de descarga propio de las páginas uTorrent. Todo ello en una aplicación gratuita y con una interfaz y muy sencilla desde el momento en que vio la luz.

Hace unas horas su historia ha llegado a su fin: los desarrolladores que están detrás de la aplicación enviaron un correo electrónico a los periodistas declarando su fin. Una nota de despedida publicada por Popcorn Time, con una ilustración de una bolsa de palomitas de cine con marcas X para los ojos y con un "R.I.P." en la parte superior de la página (exactamente la foto de portada de esta noticia está sacada de este comunicado oficial).

Un vistazo a…
BitTorrent: ¿qué es y cómo funcionan los torrents?

Netflix temía a Popcorn Time

En 2015, Netflix Inc. llegó a advertir a los inversores sobre el auge de Popcorn Time en un informe financiero que realizó y el consejero delegado Reed Hastings declaró: "La piratería sigue siendo uno de nuestros mayores competidores". Esta plataforma se mostraba como una mayor amenaza para el gigante Netflix que sus competidores directos como Amazon.

La web siempre negó estas acusaciones de la industria alegando que esta plataforma no alojaba ningún material robado. Aún así, los bloqueos a su plataforma eran un constante.

BitTorrent tradicionalmente se ha caracterizado por ofrecer un sistema poco intuitivo para usuarios con pocos conocimientos de informática o para aquellos que simplemente quieren ver algo sin más complicaciones. Y Popcorn Time era tan sencillo como usar Netflix.

Un código abierto que abrió las puertas a muchos desarrolladores

La historia de esta plataforma está marcada por su lucha constante en este mercado de contenidos streaming. De hecho, los creadores de Popcorn Time abandonaron el servicio poco después de su lanzamiento, y en los correos electrónicos que se publicaron tras un hackeo de Sony Group Corp, se concluía que las fuerzas del orden podrían haber desempeñado un papel en este abandono.

De todos modos, no se dio por vencida y volvió siendo open source. El código de la aplicación abierto permitió a otros desarrolladores publicar nuevas versiones. El software ofrecía un enlace a ordenadores de todo el mundo que alojaban contenido a través del sistema de intercambio de archivos BitTorrent.

Popcorn Time se convirtió así en una de las más grandes revoluciones audiovisuales de los últimos tiempos, y a la vez en uno de los mayores dolores de cabeza de la industria cinematográfica. Al al haber liberado su código cada vez que la industria acaba con una de sus versiones aparecía otra media docena para ocupar su lugar.

Esta plataforma también estaba en la Lista de Vigilancia de las Falsificaciones y la Piratería de la Comisión Europea.

Popcorn Time culpaba al formato tradicional de Hollywood de su éxito

Hollywood

Su revolución en el sector siempre vino acompañada de críticas al modelo tradicional de oferta de contenidos. En 2015 los desarrolladores del “servicio palomitero” enviaban un comunicado a la web TorrentFreak en el que afirmaban que los estudios de cine y televisión “deberían competir” con su herramienta creando una utilidad de streaming propia en la que ofrecer estrenos de cine y TV a “nivel internacional”.

En su carta remarcaban también que las aplicaciones como la suya están dando respuesta a una demanda de los consumidores, porque la industria de Hollywood “falla en su transición a la era moderna”. Decía la carta: “Tal vez ha llegado el momento de considerar la voluntad de los espectadores y ofrecerles un servicio fresco, completo y útil, en lugar de tratar de castigarles”.

Este castigo al que se refieren es por qué alguien en Europa, por ejemplo, debe esperar para ver una película que ya se está transmitiendo en Estados Unidos, cuando ambos clientes están pagando prácticamente lo mismo dentro de alguna plataforma de pago de contenidos streaming.

Sí que es cierto que la industria parece haber ido aprendiendo de estas críticas y tendencias del sector. Por ejemplo, el último gran estreno reciente, 'Spider-Man: No Way Home', llegó a España casi a la vez que a Estados Unidos. Aunque esto no siempre es así a día de hoy.

Unas se van y otras vendrán

popcorn time

Ante las quejas de competidores como Netflix, los defensores de Popcorn Time siempre han dicho que "el mundo del los torrent estaba aquí con millones de usuarios mucho antes que nosotros y estará aquí con billones de usuarios mucho después de nosotros".

Hace poco también cerró sus puertas Subdivx.com, una de las páginas de subtítulos para series y películas más conocidas que existían para los hispanohablantes, anunciaba su cierre tras casi dos décadas de historia. El administrador de esta web decía: "los dueños de los derechos no se dan por vencidos, y seamos realistas, al final siempre ganan".

Aún así, la historia nos ha demostrado que unas páginas de contenidos se van, pero otras acaban apareciendo.

Temas
Inicio