La ola de calor en Reino Unido también afecta a Google y Oracle. Se han visto obligadas a detener sus servidores durante horas

La ola de calor en Reino Unido también afecta a Google y Oracle. Se han visto obligadas a detener sus servidores durante horas
1 Comentario

La ola de calor está azotando en la actualidad Europa entera, incluida Reino Unido donde las temperaturas que están alcanzando baten cualquier tipo de récord, obligando incluso a envolver sus puentes con papel de aluminio. Pero más allá de la afectación que pueda tener en la infraestructura, hay que tener presente también el efecto sobre las comunicaciones o los servidores.

Y es que esta ola de calor ha provocado que numerosas empresas hayan visto interrumpidos sus servicios por caídas en los servidores. Las más sonadas han sido Google Cloud y Oracle Cloud tras detectar fallos en sus sistemas de refrigeración.

Un vistazo a…
'Sgroogled.com': cuando MICROSOFT lanzaba anuncios ANTI-GOOGLE

El calor hace que los servidores de Oracle y Google se apaguen

Se debe tener en cuenta que los servidores de cualquier compañía son como un gran ordenador que tenemos en casa. Para evitar que se sobrecaliente, cuenta con diferentes ventiladores o una refrigeración líquida para poder hacer frente a las altas temperaturas. En estos casos es exactamente igual, sumado también a un equipamiento especial para mantener la sala a una temperatura baja.

Servidores

El problema es que con temperaturas en Reino Unido de 40 grados, la temperatura puede ser difícilmente controlable, y sobre todo si terminan fallando los sistemas de refrigeración que tienen como misión contrarrestar la ola de calor.

Tras detectar estos fallos, tanto Google como Oracle tuvieron que tomar una decisión drástica: apagar completamente los servidores. Esto hizo que muchas personas se quedara sin acceso a su información que está en la nube, aunque era primordial evitar los fallos en los servidores a causa de las altas temperaturas. En este caso, Oracle lanzó la siguiente nota de prensa:

Como resultado de las temperaturas fuera de temporada en la región, un subconjunto de la infraestructura de enfriamiento dentro del centro de datos del sur del Reino Unido (Londres) experimentó un problema. Esto llevó a que un subconjunto de nuestra infraestructura de servicio tuviera que apagarse para evitar fallos de hardware.

Google que también se vio obligada a detener sus servicios dos horas después de Oracle lanzó un comunicado bastante similar. En este se especificaba que se vieron obligados a apagar toda la maquinaria hasta solucionar los fallos en la refrigeración. Y es que aquí donde podemos ver que las altas temperaturas puede poner en jaque hasta a la tecnología.

Temas
Inicio