Compartir
Publicidad

Los social gamers prefieren gastarse el dinero en ayudas y ventajas que en complementos

Los social gamers prefieren gastarse el dinero en ayudas y ventajas que en complementos
0 Comentarios
Publicidad

Jens Begeman es CEO de Wooga, una de esas empresas que están saliendo a flote gracias al crecimiento de los juegos sociales (o social games) al más puro estilo Zynga. Por eso, sus afirmaciones sobre cómo consume la gente en los juegos freemium (gratuitos con contenido extra de pago) son especialmente interesantes.

Nada de vestidos, animales y más elementos decorativos. Pese a que el 70% de los jugadores son mujeres (y eso le sugirió lo contrario) apenas un 3% gastan dinero en estética, así que la mayor fuente de ingresos no es otra que los atajos que benefician al jugador, sin más. Ahorrarse un esfuerzo para superar a los demás.

"El tiempo es dinero", afirma mientras arroja cifras sobre las que sostenerse. Sólo un 0,3% de los ingresos se destinan a personalizar nuestro avatar y apenas 2,3% a comprarle atuendos. Sin embargo, más de un 15% se gasta para obtener artilugios que ayuden a hacer accesos instantáneos o a comprar materiales para ahorrarse el esfuerzo que supone fabricarlos sin pagar. La moneda interna del juego (para seguir comprando elementos) también supone otro 10%.

Tanta es la importancia de adquirir ventaja sobre otros jugadores que Begeman sostiene que un tercio de los ingresos de la compañía vienen gracias a unas "varitas mágicas que hace que los cultivos crezcan al instante". Una buena perspectiva que sigue ayudándonos a comprender cómo se comportan los jugadores y cuál es su prioridad; ser competitivos por encima de bonitos. El juego es, ante todo, un reto de superación.

Vía | Games Industry (gracias a Juan Carlos por el aviso)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio