Distinguir una cuenta real de una 'fake' en Twitter ahora que no están verificadas: estos consejos te ayudarán a hacerlo

Distinguir una cuenta real de una 'fake' en Twitter ahora que no están verificadas: estos consejos te ayudarán a hacerlo
2 comentarios

Aunque parecía que este día nunca llegaría, el 'tick' azul que aparecía en aquellas cuentas de Twitter más relevantes ha terminado desapareciendo. Este identificador a partir de ahora estará limitado únicamente a aquellas personas que se suscriban a Twitter Blue para poder disfrutar de todas sus ventajas. Y lo cierto es que las criticas a esta decisión no han tardado en aflorar, basándose principalmente en que ahora no se van a poder distinguir las cuentas verdaderas de los personajes públicas de aquellas falsas.

Y es que el tick azul se podía encontrar en los personajes más importantes y que eran objetivo de poder ser suplantados de una manera sencilla. Ahora, va a ser complicado por ejemplo saber si un tweet ha sido escrito por Ibai Llano en su cuenta oficial, o si, por el contrario, es una cuenta que cuenta con su mismo nombre y foto de perfil. Es por ello que ahora todos los usuarios debemos tener en mente algunas normas básicas para poder evitar caer en alguna trampa.

Hay algunas personas que afirman que toda aquella persona que paga Twitter Blue es verificada, tanto en lo que respecta al nombre como a la foto de perfil. De esta manera, teóricamente es imposible que se le conceda el tick azul a una cuenta que sea 'fake'. Pero esto no es así, ya que vemos muchas cuentas falsas con el tick de verificado que suplantan principalmente a políticos siendo el caso de Isabel Díaz Ayuso el más sonado y que a muchas personas les puede crear confusión con la cuenta 'fake' que hay verificada con su foto y nombre. Aunque estos casos se pueden distinguir con extensiones como Eight Dollars para distinguir entre cuentas de pago o verificadas por quienes son. 

Los consejos para evitar caer en la trampa de una cuenta 'fake'

Como decimos, ahora será necesario tener en cuenta diferentes consejos para evitar caer en las trampas de los timadores para que te creas que un tweet ha sido escrito por una empresa influyente, con el principal objetivo de generar un bulo o que entres en un enlace. Los consejos que te recomendamos seguir son los siguientes:

  • Revisa el número de seguidores de la cuenta: si es una persona influyente es lógico que tenga varios miles de personas que le siguen en sus redes sociales. Si tiene unas pocas decenas es lógico que es una cuenta falsa que no es en realidad quien dice ser.
Seguidores
  • Ten cuidado con las letras que se parecen demasiado: uno de los puntos más conflictivos está precisamente en el nombre de usuario de la cuenta. Aunque en realidad no pueden existir dos usuarios iguales, lo cierto es que es fácil cambiar una I por una l (i y ele) sin que nadie se percate debido a que se parecen mucho. Esto hace que se tenga que estar mirando detenidamente el usuario para saber si coincide con el de la cuenta verdadera o no.
  • Consulta cuándo se ha creado la cuenta de Twitter. Y es que las cuentas falsas casi siempre son de reciente creación, y la red social permite conocer cuándo se ha creado, normalmente en la parte inferior de la biografía y al lado de la ubicación y el enlace que se ha configurado.
Ibai Twitter
  • Ver los seguidores y seguidos: como es lógico aquellas personas más importantes (y en el caso de las personas que colaboran con los creadores de contenido) se van a seguir entre si, y esto hace que al revisar los seguidores y seguidos te vas a encontrar a otras personas influyentes.
  • Consulta la red social a la que enlazan en otras plataformas. Esto es algo que se puede aplicar a los creadores de contenido que cuentan en sus plataformas de retransmisión, como por ejemplo Twitch, de un enlace directo a su cuenta de Twitter o Instagram. Esta va a ser la forma más segura de saber que una cuenta es real o falsa.

Siguiendo todos estos consejos se va a terminar reduciendo la posibilidad de caer en una cuenta falsa. Y es que estas ahora van a aflorar para hacer que una persona entre en un sorteo falso que busca robar sus datos, o incluso invierta en alguna criptomoneda a sabiendas de que va a ser un pozo sin fondo. Por ello, ahora en Twitter no se va a poder confiar ni en cuentas verificadas ni no verificadas a no ser que se demuestre claramente que pertenece a la persona que dice ser.

Imagen de portada | Mohamed Hassan 

Temas
Inicio