Compartir
Publicidad
Publicidad

El secreto de los precios bajos de Airbnb está en las ventajas fiscales, según el Financial Times

El secreto de los precios bajos de Airbnb está en las ventajas fiscales, según el Financial Times
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si eres usuario de Airbnb, seguro que una razón fundamental por lo que utilizas este servicio es por poder conseguir habitaciones a unos precios sorprendentes. Según ha desvelado el Financial Times, alrededor de un tercio de los 100 dólares que te puedes ahorrar con respecto a un hotel, por ejemplo al reservar una habitación en Londres, se debe a las ventajas fiscales que favorecen el modelo de negocio de la aplicación.

Según este medio, la manera en la que el modelo de negocio de Airbnb se beneficia de las ventajas fiscales es especialmente evidente en ciudades como Londres, ya que en el Reino Unido hay altas tasas de impuestos a los negocios y las estancias hoteleras. Estas tasas y el IVA pueden suponer hasta un 17% del precio de los hoteles.

Tasas

Sin embargo, el IVA que tienen que pagar en la mayoría de estancias de Airbnb se queda únicamente en el 0,6%, ya que el Reino Unido sólo lo impone cuando una empresa factura más de 83.000 libras al año. Esta cantidad es una a la que pocos anfitriones llegan cuando alquilan sus habitaciones a través de la aplicación.

Además del IVA, los hoteles también tienen que pagar un impuesto sobre la propiedad de entre 3 y 5 libras cuando el en habitaciones de un precio de 100, mientras que por el mismo precio los usuarios particulares de Airbnb sólo tienen que pagar menos de 3 libras. Todo esto hace que los sectores tradicionales se encuentren en una evidente desventaja frente a la economía colaborativa, la cual puede ofrecer un precio mucho más barato cuando más favorables sean sus ventajas fiscales.

Europa ya está trabajando en remediarlo

Aunque la investigación del Financial Times ayuda a ponerle números bastante concretos, este es un problema del que ya eran conscientes las entidades europeas. Por eso mismo, tal y como nos contaron en El Blog Salmón, el pasado junio la Unión Europea publicó el documento "Una Agenda Europea para la Economía Colaborativa" en el que dejaban claro que no querían que la economía colaborativa se quedase sin obligaciones fiscales.

En uno de los puntos de este documento, el de la fiscalidad, dice que los prestadores de servicios deben pagar impuestos, siendo los pertinentes el IRPF, el impuesto de sociedades y el IVA. Eso sí, los estados deben de simplificar la normativa fiscal y aclarar la aplicación de las mismas. Además las plataformas, tendrán que colaborar en la persecución fiscal.

El incluir a la economía colaborativa en las normas del juego sería un golpe duro para unos sectores tradicionales que llevan tiempo tratando de pedir sin éxito que se ilegalice. Sin embargo, viendo la desventaja actual que supone que en aplicaciones como Airbnb no se paguen impuestos, empezar a aplicarlos debería ayudar a que hubiera una competencia más justa.

Vía | Financial Times
En El Blog Salmón | La economía colaborativa regulada y con impuestos que quiere la UE, la odian los lobbys

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos