Ya no puedes encargar un pedido a Deliveroo: así son las claves de su adiós a España

Ya no puedes encargar un pedido a Deliveroo: así son las claves de su adiós a España
10 comentarios

Hoy, seis años después de su llegada, finaliza la 'aventura española' de Deliveroo, el popular servicio de entrega de comida a domicilio: hoy, finalmente, su aplicación móvil ha dejado de recibir y emitir pedidos. Se despide así la primera gran 'delivery' que desembarcó un nuestro país, iniciando así la moda/polémica de los 'riders'.

Sabíamos desde el pasado mes de julio de su intención de dejar de operar en nuestro país, después de que la compañía emitiera un comunicado en el que la polémica 'Ley Rider' —que entró en vigor sólo un mes más tarde— no llegaba a mencionarse, aunque todo el mundo entendió la existencia de una relación causa-efecto.

Cuando anunció su abandono del mercado español, Deliveroo sólo hizo referencia a su falta de competitividad en el mismo: ciertamente, ha pesado también en su decisión la creciente competencia de rivales como UberEats o Glovo, dos de las compañías que sí han buscado adaptarse a la 'Ley Rider'.

La compañía británica hizo números y vio que no salían las cuentas si pretendía competir con Glovo y UberEats al tiempo que cumplía con la nueva normativa laboral
Un vistazo a…
Cómo solicitar el CERTIFICADO DIGITAL de PERSONA FÍSICA de la FNMT

Los efectos de la aprobación de la nueva ley

En estos últimos meses, la compañía de las mochilas azul celeste estuvieron preparando el cese de sus operaciones, lo que incluyó el despido de 3.800 trabajadores mediante ERE, los cuales han recibido una indemnización de 45 días por año trabajado (la ley sólo exige 33 días).

Todos ellos, antiguos autónomos que han sido incorporados como empleados por cuenta ajena desde que entró en vigor la nueva normativa. Además, aquellos con un historial más breve dentro de la compañía se ven beneficiados por la decisión de la misma de establecer una cuantía mínima de 1.000 euros en las citadas indemnizaciones.

Comentábamos al principio del artículo que Deliveroo fue la primera compañía en popularizar en España el concepto de 'rider', pero también fue la primera en sufrir (en el verano de 2017, sólo dos años después de su llegada) una huelga de los mismos. Dicha huelga marcó, precisamente, el comienzo de un movimiento asociativo de los 'riders' que desembocó en la ley aprobada este año.

Sin embargo, las consecuencias de su aprobación también han generado una reacción contraria en otro sector de los 'riders', el mismo que la semana pasada se concentró ante el Ministerio de Asuntos Sociales para protestar por la pérdida de empleos generada. Muchos denuncian, además, que la nueva norma les impide gestionar libremente su tiempo, obligándoles a someterse a horarios y a no compatibilizar el trabajo simultáneo para varias plataformas.

Temas
Comentarios cerrados
Inicio