Compartir
Publicidad
Publicidad

Qué significa para Facebook que Austria le haya obligado a eliminar discursos de odio

Qué significa para Facebook que Austria le haya obligado a eliminar discursos de odio
Guardar
5 Comentarios
Publicidad

Un tribunal austriaco ha ordenado a Facebook eliminar los mensajes identificados como discurso de odio en su red social en medio del huracán mediático que está sufriendo la compañía debido a su incapacidad de controlar la difusión de noticias falsas o crímenes en directo dentro de su plataforma.

El caso es importante porque afecta a Facebook en todos los países del mundo donde opera. El tribunal ha ordenado que se borren todos los contenidos, no sólo que se oculten a los ojos de los austriacos.

Facebook no borró mensajes de odio emitidos desde cuentas anónimas dirigidos a Eva Glawischnig, líder de Los Verdes, el partido ecologista mayoritario en Austria. El partido denunció a la compañía estadounidense. El tribunal de primera instancia falló a favor del demandante. Facebook apeló, y ahora un tribunal de apelación lo ha desestimado y ordenado que no solo se borren esos mensajes, sino que se eliminen todos los que sean idénticos.

Los Verdes esperan que el fallo del tribunal supremo de Austria fuerce a la compañía a borrar también los mensajes de odio similares. En cualquiera de los casos, Facebook debería actuar de forma global. No basta con crear un filtro solo para los usuarios que conectan en la red desde IP de Austria.

“Facebook ya no puede escudarse en que son sólo una plataforma, ahora tendrán que hacerse responsables del contenido que difunden”, dijo Dieter Brosz abogada de Los Verdes.

Para la compañía de Marck Zuckerberg es importante que no se les considere legalmente como una compañía de comunicación por las responsabilidades legales que conllevaría. Facebook puede alegar que es solo una plataforma tecnológica, pero casi 2.000 millones de usuarios al mes ven noticias o vídeos en la red social.

El pasado abril, Alemania aprobó planes para multar a las redes sociales que no eliminasen discurso del odio o noticias falsas rápidamente. Y Emmanuel Macron, presidente electo de Francia, quiere tener una conversación seria con Facebook, Apple y Twitter sobre la difusión de propaganda yihadista en sus plataformas.

Europa se ha puesto en pie de guerra contra el modus operandi de las tecnológicas de Silicon Valley.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos