Publicidad

Este concepto muestra cómo podría ser un macOS más plano y basado en iOS y iPadOS

Este concepto muestra cómo podría ser un macOS más plano y basado en iOS y iPadOS
5 comentarios

Publicidad

Publicidad

Desde Mac OS X Lion 10.7, y particularmente desde OS X Mountain Lion 10.8, las líneas que separaban a los sistemas de escritorio de Apple de iOS se fueron reduciendo considerablemente. En los últimos años, las semejanzas han crecido dramáticamente, algo que han potenciado el Proyecto Catalyst y la aparición de iPadOS, la versión de iOS dedicada al iPad.

Sin embargo, pese a ello, son muchas las diferencias que aún existen entre ambos sistemas, pues sus arquitecturas permanecen bastante intactas y sus filosofías no se han integrado todo lo que cabría esperar casi 10 años después del iPad. Se habla de que pronto podríamos ver Macs con procesadores ARM, pero, sin que eso signifique nada, un diseñador han crecdo un concepto que muestra cómo sería una versión de macOS incluso más inspirada en los sistemas operativos móviles de Apple.

El resultado es un ambicioso vídeo que llega con buenas ideas y también con otras forzadas, como suele ocurrir en este tipo de vídeos.

La difícil tarea de modernizar el escritorio sin alienar a usuarios y desarrolladores

Airpods

Este tipo de vídeos suelen caer en el error de pensar que modernizar un sistema operativo a toda costa es necesario, en lugar de simplemente introducir cambios graduales que hagan las experiencias más homogéneas entre dispositivos. El problema del planteamiento es que muchas veces, porque al Mac se le haga parecerse al iPad, la personalidad se puede caer por el camino. Otro puede ser que una ruptura aliene a los usuarios, como ocurrió con la pérdida del menú de Inicio en Windows 8.

En el concepto de Avdan vemos muchos detalles interesantes, como una Siri más proactiva (y útil para el día a día del sistema) donde nos ofrece opciones sobre lo que hacer con archivos seleccionados, por ejemplo. También hay una versión más simplicada de "Preferencias del Sistema", algo que a Apple y a Microsoft les cuesta hacer de forma consistente.

Preferencias

A estas características existentes pero más refinadas se suman mejoras en Spotlight que recuerdan más a lo que son lanzadores como Alfred, o un modo incluso más oscuro que el añadido el año pasado en macOS Mojave. Tampoco falta el hecho de llevar los widgets del Centro de notificaciones al escritorio, de manera parecida a como ha ocurrido en iPadOS o Face ID, el sistema del desbloqueo facial de los iPhone y iPad.

Sin embargo, también se añade una interfaz más simple y plana, quizás en exceso para lo que se espera de un sistema operativo clásico de escritorio. Al final, la clave es añadir funcionalidad sin producir esto último, algo que en concepto queda muy bien ejemplificado con la función de arrastrar contenidos de forma inteligente, pues en ella el sistema trata de adivir hacia dónde queremos mover un archivo.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir