He utilizado una Xbox Series X para trabajar como en un PC. Spoiler: sale mal

He utilizado una Xbox Series X para trabajar como en un PC. Spoiler: sale mal
13 comentarios
HOY SE HABLA DE

Microsoft lanzó sus consolas de nueva generación, Xbox Series X y también la Series S, el pasado noviembre de 2020. Pero, incluso antes de que los dispositivos llegaran a las manos de los jugadores, ya muchos nos hacíamos una pregunta inevitable: ¿Por qué no usar una consola tan brutal como un PC con Windows?

Estamos hablando de una máquina de 500 euros con 12 teraflops de potencia gráfica, una CPU octa-core a casi 4 GHz y una unidad SSD ultrarrápida (suerte consiguiendo un ordenador con semejantes especificaciones por ese precio), y que además se ve como una torre bastante clásica. Lo único que le falta es Windows como sistema operativo, y sin embargo, ahora tiene una ventaja llamada Edge, que tiene el potencial de eliminar esa necesidad.

Un navegador de verdad para Xbox

Xbox Series X Edge
El caos de traer una Xbox a tu escritorio

Hace un par de años que Microsoft decidió convertir a su navegador Edge en una alternativa mucho más competitiva pasando a basarlo en el motor de Chromium, desde entonces es un mundo lo que ha mejorado, y para algunos cuantos millones de usuarios, esta servidora incluida, se ha convertido en la mejor opción disponible.

Ese mismo Microsoft Edge aterrizó por primera vez en Xbox el pasado mes de marzo de 2021 para un grupo muy limitado de usuarios del anillo alfa de Xbox Insider. Una versión completa, prácticamente idéntica a las que tienes en Windows 10/11 y macOS, y hasta mejor que la de Linux.

Microsoft Edge Para Xbox Series X 1

La versión del anillo Beta de Xbox Insider trajo la novedad de que todos los que estamos apuntados podemos mudarnos oficialmente del Edge clásico al nuevo Microsoft Edge basado en Chromium, y esta servidora pudo probar por sí misma el estado del navegador, y ha sido un viaje sumamente interesante.

La versión actual es Microsoft Edge 93, y desde hoy la puede descargar todo el mundo, ya sea en una consola de nueva generación como las Xbox Series X/S, o la Xbox One, One X, o One S. Nosotros lo hemos probado a fondo en una Series X, y brevemente en una One S.

Qué puedo hacer con Microsoft Edge en Xbox

La lista es larga y si bien no podemos decir que puedes hacer exactamente todo lo que haces con Edge en Windows, sí que estás cerca. Puedes abrir cualquier web que se te ocurra, incluyendo aplicaciones web como Google Docs o Office.com y editar documentos online desde Edge para tu Xbox. Hasta puedes editar imágenes online con cualquier opción que ofrezca webapp, nosotros probamos Photopea y va de lujo.

El navegador cuenta con casi todas las opciones que tiene en el escritorio: sincronización de favoritos, historial de navegación y pestañas, contraseñas almacenadas, Colecciones, temas, generación de contraseñas, pestañas verticales, revisión de seguridad, traductor, lectura en voz alta, etc. Si ya usas Edge como navegador, te vas a encontrar con que puedes iniciar sesión con tu cuenta y tener todo exactamente como lo dejaste en tu ordenador.

Lo otro es que, tanto comparado con el Edge clásico como comparado con el mismo Edge en Windows 10, el navegador en una Xbox Series X es espectacularmente rápido, el scroll es súper fluido, las páginas abren al instante y todo responde sin retrasos, ni parpadeos.

Microsoft Edge Para Xbox Series X 3
Photopea en Edge para Xbox
Solo necesitas un teclado y ratón con cable USB para poder usar Edge en Xbox como si estuvieses en un ordenador

Además, la mayor ventaja aquí es que no tienes que usarlo exclusivamente con el mando de la consola, recordemos que tanto la generación pasada como esta generación de Xbox soporta el uso de un teclado y un ratón. Eso sí, necesitarás un ratón y un teclado con cable USB, no han funcionado en nuestras pruebas ninguno que venga con dongles, y Xbox Series no soporta Bluetooth.

Otra cosa divertida y un poco absurda que puedes hacer con Edge en Xbox es jugar a Stadia. Esto es un navegador completo y uno basado en Chromium, funciona a la perfección con el servicio de juego en la nube de Google, mejor que el mismo xCloud de Microsoft, al menos por ahora.

De hecho, una situación absurda en la que me encontré haciendo pruebas con esto, es que ya que la consola no deja tomar capturas a menos que estés en un juego, decidí usar la app de Xbox en el iPad y acceder con la función de juego remoto para capturar la pantalla. Esto me dejó con la posibilidad de jugar a Hitman para Stadia en Edge para Xbox vía Remote Play dentro de un iPad. La frase es completamente ridícula.

Qué no puedo hacer con Microsoft Edge en Xbox

Office En Edge Para Xbox
No importa que tengas un teclado físico, Edge en Xbox insiste en atravesar el teclado virtual

Las dos cosas básicas que no puedes hacer con Edge en una Xbox serían: instalar extensiones o aplicaciones web progresivas. Sin embargo, hay otras limitaciones y detalles a tener en cuenta. Por ejemplo, el soporte para el teclado no está afinado del todo, así que no importa si tienes conectado un teclado físico y estás escribiendo con él, el sistema de Xbox insistirá en atravesar el teclado virtual encima de la pantalla.

Esto no es solo molesto, sino que entorpece bastante el flujo de trabajo. Otros detalles que de momento imposibilitan que Xbox pueda ser realmente una máquina de productividad completa son:

Temas Edge Para Xbox
Edge para Xbox también te deja cambiar el tema. Cuando una pestaña no está al frente, el navegador las descarta (suspende) para ahorrar memoria
  • No puedes acceder a ningún tipo de archivo local desde Microsoft Edge, así que por ahora olvídate de subir nada a la web o de descargar ni una sola imagen. Como alternativa tienes trabajar con todos tus archivos en la nube.

  • Edge no mantiene más de 4 o 5 pestañas ejecutándose en segundo plano, así que si tienes muchas abiertas y cambias entre unas y otras, se van a recargar completamente pues Edge las descarta para conservar recursos.

Y también importante, en el caso de la productividad, algo obvio: una Xbox no es un PC con Windows, y obviamente le faltan las ventanas... y el escritorio. Solo puedes usar la única app de Edge con las pestañas que ves en esa ventana. Esto no es una limitación del navegador como tal, pero es una limitación del sistema sobre el que se ejecuta.

Rendimiento

Speedometer

También llevamos a cabo algunas pruebas de benchmark conocidas para navegadores web, y comparamos los resultados con los de un PC con Windows 10 (Ryzen 2 2700X a 3.70 GHz, 32 GB de RAM, RTX 2060), y con los de un Macbook M1 (por las risas).

Los benchmarks usados fueron:

  • Speedometer, que determina la velocidad de respuesta del navegador a las acciones del usuario simulando un montón de acciones, y mientras más alto el puntaje, mejor.
  • JetStream2, una prueba de benchmark de JavaScript y WebAssembly que realiza múltiples evaluaciones para medir la latencia y el rendimiento del navegador. Mientras más alto el puntaje, mejor.
  • WebXPRT 3 que compara el rendimiento utilizando seis escenarios basados en HTML5 y JavaScript para ver cómo de bien le va al navegador con tareas diarias. Mientras más alto el puntaje, mejor.

También intentamos usar Basemark Web 3.0 que realiza varias pruebas de contenido gráficamente intenso y usa principalmente la GPU, pero Edge en Xbox no fue capaz de realizar el test completo y múltiples pruebas fallaban siempre. En General a Edge en Xbox le fue bastante bien para ser un navegador en estado prácticamente experimental que no está dentro de un sistema operativo tradicional.

Con Speedometer es donde más destacó, y esto en el uso real lo notas en lo extremadamente responsivo que es el navegador. El resto de pruebas solo dejan en evidencia que le falta mucho de la optimización que tiene Edge en sistemas como Windows y macOS, y lo que el chip M1 de Apple Silicon hace por el rendimiento del navegador también es destacable, si nos permitimos salir del tema por un segundo.

Una segunda opinión

Edge En Xbox Series X

Como en Webedia somos un equipo bastante grande, mi compañero Frankie al que quizás hayan leído por allá en VidaExtra, también ha estado "jugando" con el Edge de Xbox desde hace varias semanas, hasta intentando usarlo como si fuese su PC, y apuntando sus impresiones. En sus propias palabras "Sobre el papel, la idea de trasladar a Xbox todo lo que ya hago a PC no podía ser más prometedora. ¿En la práctica? Un caos total".

Estos son algunos de los puntos que más destaca:

  • La parte positiva es que es posible asociar cualquier teclado y ratón, Edge en Xbox apenas se diferencia en la práctica de Google Chrome, y tengo acceso una gran parte de las apps que suelo usar. He podido asociar mi cuenta y me he encontrado con mis marcadores y demás sin problemas.
  • Escribir en Google Docs desde una Xbox es básicamente lo mismo que en cualquier PC si usas ratón y teclado. Sin embargo, a la hora de maquetar, enlazar textos y vídeos o simplemente referir a otros post es una odisea que, por muy interiorizado que tengas, triplica el tiempo que normalmente usas.
  • Me falta un escritorio: un lugar en el que organizar la información que me sale en pantalla. Poder abrir carpetas donde almacenar imágenes y vídeos, añadir notas y, sobre todo, un espacio en el que, además de almacenar rápidamente contenido e información, poder acceder de nuevo a lo mismo, para consulta o extender lo escrito, pasados dos días o más.

En cuanto a si es posible o no trabajar desde una Xbox, esto es lo que Frankie tiene que decir:

"Hay una diferencia abismal entre que algo sea posible y que sea realmente práctico. En este sentido, ya es posible trabajar online desde una Xbox a través de Edge, incluso tratándose de una versión en desarrollo, pero tienes que tener muy claro qué vas a hacer y para qué lo vas a usar... Y pese a que quizás, no sea la mejor manera de trabajar, al menos me quedo con una sensación positiva y algo claro: si alguna vez me fallan mis PCs y no puedo cargar mi móvil, ya tengo un plan C para continuar escribiendo. O más bien, un plan X".

Edge no es Windows en tu Xbox, pero es lo segundo mejor posible

Microsoft Edge Para Xbox Series X 2

Si bien Microsoft Edge no convierte al Xbox en ese potencial ordenador soñado donde puedes hacer todo y tienes un hardware de última generación por un precio extremadamente competitivo, si lo convierte una una solución con mucho potencial. Como dice mi compañero Frankie, es una opción, un Plan C.

Y esto es hablando de una versión muy temprana que apenas ha cambiado en los últimos meses, que puede mejorar, y que definitivamente tiene espacio para hacerlo. Y si nos ponemos a hablar de potencial, no podemos olvidarnos de un as bajo la manga que Microsoft anunció hace poco: Windows 365.

Quizás en un futuro muy cercano no importe que Xbox no tenga Windows 10 u 11, si ya tiene un navegador donde se pueda usar Windows 365

Estamos hablando de ese Windows como servicio que Microsoft está vendiendo para usar, literalmente, dentro de un navegador. Todo el procesamiento ocurre en la nube de los de Redmond, que te alquilan básicamente una máquina virtual que podrás usar desde cualquier dispositivo.

Que Microsoft haya trabajado en traer el navegador que usamos en nuestros ordenadores a la Xbox, es quizás una señal obvia de que la Xbox también podrá ser uno de esos dispositivos en los que usar Windows 365 en un futuro pese a sus fallos actuales. Si eso se hace realidad con buen funcionamiento, las implicaciones son más que significativas. Solo hay que pensarlo un minuto.

Una versión anterior de este artículo fue publicada en julio. Volvemos a publicarla con motivo de la llegada a todos los usuarios.
Temas
Inicio