Publicidad

Moderadores de Facebook en Europa preparan una demanda a la compañía por los graves efectos psicológicos que produce el trabajo

Moderadores de Facebook en Europa preparan una demanda a la compañía por los graves efectos psicológicos que produce el trabajo
11 comentarios

Publicidad

Publicidad

Los moderadores de Facebook en Europa están demandando a la compañía en Europa debido a los efectos que les produce el contenido que tienen que presenciar cada día en el trabajo, según informa Vice. El conflicto viene de lejos, y es que este año hemos conocido a través de dos extensos reportajes de The Verge las depresiones y malas condiciones laborales.

Tanto es así que, según una de las investigaciones, uno de los moderadores de Facebook llegó prácticamente a morir en su puesto de trabajo de un ataque al corazón. No es un contenido nada fácil de asumir incluso para gente que ha aceptado trabajar en algo así, y uno de las personas relataba que vio mutilar los genitales de un ratón vivo, cortarle la cara a un gato con un hacha de guerra o a personas jugando con fetos humanos.

Lo peor de todo ello, es que por 15 dólares la hora y sin bajas por enfermedad, los empleados denuncian que las instalaciones suelen estar sucias, y son frecuentes los robos y peleas.

Qué ocurre con la moderación en Europa

Facebook

El artículo de Vice donde se explica qué está pasando entre los moderadores de contenido de Facebook en Europa se relatan testimonios similares a los que conocimos anteriormente. Aquí los moderadores también trabajan en empresas subcontratadas por la compañía fundada por Mark Zuckerberg, y están preparando una demanda contra su empresa, CPL Resources, y contra la compañía de la red social por haber sufrido "trauma psicológico" en el ejercicio de su trabajo.

Son varios los empleados o exempleados que están preparando la demanda. Entre ellos está Sean Burke, que ha contado a Vice que tuvo que tomar antidepresivos en el trabajo tras ver vídeos de asesinatos brutales, violaciones y pornografía infantil. Obviamente, moderar estos contenidos es un trabajo que deben hacer humanos hasta que las técnicas de aprendizaje automático puedan lidiar con ello, pero la gran queja que emana del equipo europeo y del estadounidense es que los perfiles de trabajadores que se contratan no están preparados para lo que toca soportar viendo esos vídeos.

En el caso europeo, un aspecto preocupante para Facebook es que entre los demandantes se encuentra un trabajador de la compañía, no subcontratado. Una persona que, pese a no haber sido moderadora, ha tenido acceso limitado a los vídeos e imágenes. Incluso con un espacio muy breve de exposición fue diagnosticado de trastorno de estrés postraumático.

Así hay muchos más casos, como el de Daniel Valdermasson, que pese a creerse capaz de lidiar con cualquier tipo de contenido por tener mucha experiencia en Internet ahora reconoce que no lo ha llevado bien, y ha sufrido un ataque de pánico yendo al trabajo. "El problema no es ver decapitado a un hombre adulto, es ver a un pequeño bebé de seis meses siendo violado", afirma.

Diane Treanor es la abogada que dirige la demanda desde Dublín. Por una parte esperan que muchos de los 40.000 moderadores que trabajan para Facebook se unan a y se forme una bola de nieve. Pero, por otra parte, el problema que cuenta la letrada es que muchos moderadores no se unirán debido a los contratos de confidencialidad que supuestamente firmaron

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir