Compartir
Publicidad
Publicidad

Este malware permite que un drone robe datos a través del LED de un PC

Este malware permite que un drone robe datos a través del LED de un PC
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Un drone desarrollado por ingenieros de la Universidad Ben-Gurion de Israel es capaz de extraer datos del parpadeo de un LED del disco duro un PC, según han publicado en Wired. Con este experimento se ha demostrado una técnica de espionaje capaz de derrotar un sistema de seguridad conocido como "air gap", utilizado para mantener sistemas informáticos seguros separándolos de Internet.

El LED de un disco duro funciona con un patrón de códigos similar al morse, con señales de encendido y apagado. Aprovechando este patrón, los investigadores descubrieron que podían mover datos a velocidades de 4.000 bits por segundo, casi un megabyte cada media hora. Puede no parecer mucho, pero es suficiente para robar una clave de cifrado en segundos. Incluso se podrían guardar esos mensajes ópticos para decodificarlos más tarde.

Ahora bien, para poder utilizar este método de robo de datos es necesaria la intervención humana. Se necesita a una persona que esté trabajando con el ordenador que se quiere espiar, que tenga acceso físico a él y que pueda introducir un malware capaz de manipular el encendido del LED para enviar mensajes en código a los hackers. Cualquier malware que consiga privilegios de usuario podría hacerlo, según el medio.

La técnica no tiene un rango tan limitado como el de otros sistemas que se aprovechan de los ruidos del disco duro, o incluso del ruido del ventilador, para saltarse el air-gapping. Saber a qué datos accede la máquina también es más fácil, dado que el LED parpadea de una forma más o menos concreta cada vez que accede a un programa, incluso cuando está hibernando.

Las investigaciones de los ingenieros de Ben-Gurion, por ahora, se están dirigiendo a evitar que los LEDs puedan dar datos. Por ahora sugieren mantener las máquinas aisladas en habitaciones seguras lejos de las ventanas, e incluso llegar a colocar filtros que enmascaran las luces en el caso de los edificios de cristal. También señalan que el software de seguridad en una máquina objetivo podría acceder aleatoriamente al disco duro, creando ruido electrónico y desbaratando cualquier intento de enviar un mensaje desde el LED del ordenador.

Sin embargo, la contramedida más simple es tapar el LED del ordenador. Hace un tiempo tapar la webcam del portátil era un síntoma de paranoia, pero puede que dentro de poco el estándar suba cuando se empiecen a tapar los LEDs de los discos duros por miedo a drones ladrones de datos.

Vía | Wired
Imagen | Powie
En Genbeta | Cinco maneras de generar información desechable para proteger tu identidad en Internet

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos