El Gobierno chino muestra su poder frente a Jack Ma: el multimillonario les criticó y ahora ha perdido el control de su empresa

El Gobierno chino muestra su poder frente a Jack Ma: el multimillonario les criticó y ahora ha perdido el control de su empresa
Sin comentarios

Mientras TikTok está constantemente en el punto de mira por la posibilidad de que la red social de gran crecimiento global sea una herramienta para ofrecer información al gobierno chino de lo que hace la ciudadanía del resto del mundo, una noticia de hoy nos deja claro que "es imposible ir contra el gobierno chino".

Jack Ma, líder de Ant Group, empresa dentro de donde encontramos al gigante de pagos AliPay y las populares plataformas de compras Taobao y Tmall, ha cedido su enorme control sobre esta firma. Según The Guardian, tras una ofensiva del Partido Comunista contra el sector tecnológico de la nación dirigida contra el conocido multimillonario.

Y para entender esta afirmación hay que remontarse al 24 de octubre de 2020. La segunda mayor creación de Jack Ma, el conglomerado de servicios financieros Ant Group, estaba a las puertas de su salida a bolsa: la IPO iba a ser la mayor de la historia (estaba valorada en 35.000 millones de dólares). En ese contexto, Ma impartió una conferencia ante la élite financiera china donde criticó a su gobierno de poner palos en las ruedas del libre crecimiento empresarial.

De haberse llevado a cabo, la salida a bolsa de Ant por 34.500 millones habría sido la más grande del mundo, pero se canceló en el último minuto. Las autoridades chinas citaron "problemas importantes" sobre la regulación de la empresa, en aquel momento.

Un poder más dividido

Jack Ma controla directa e indirectamente más del 50% de Ant Group. Sin embargo, según las noticias y tras los cambios anunciados, ahora controlará el 6,2%, como ha comunicado la compañía. El derecho a voto estará repartido entre 10 personas, entre ellas el fundador, la gerencia y el personal. Esto elimina el control por parte de Ma.

La versión oficial de esta decisión apunta a que el objetivo es hacer que la empresa sea más "transparente y diversificada". La empresa declaró que está ajustando su estructura de propiedad para que "ningún accionista, solo o conjuntamente con otras partes, tenga el control de Ant Group". Los intereses económicos de los accionistas sigue intacto.

AliPay y su presencia global

Alibaba alipay

En el mes de diciembre, el magnate chino volvió a la luz. Ahora, unos días después, el multimillonario ha anunciado que cederá el control del gigante fintech Ant Group (antes llamada Ant Financial). Y este hecho también lleva a sospechas de que el gobierno chino pueda estar tras esta decisión.

Cabe también mencionar que la empresa tiene entre sus servicios a uno de los mayores competidores de PayPal, que es AliPay, ampliamente usada en su país para pagar con reconocimiento facial y que también está en otros lugares del mundo.

AliPay está en España de la mano de BBVA, que en su llegada ha explicado que "este es el servicio de pago a través del móvil más utilizado en China, ya que permite realizar pagos tanto en comercios físicos como en comercios online en este país asiático. Para utilizarlo, los usuarios deben abrirse una cuenta en Alipay y vincular su tarjeta de crédito o débito con el fin de utilizar su terminal para realizar pagos sin necesidad de llevar encima sus tarjetas bancarias". Ahora falta tener más información sobre qué pasará con los datos de estos usuarios.

En España, Alipay aterrizó de la mano de BBVA, en una colaboración que desarrolló una plataforma tecnológica y bancaria que permite a El Corte Inglés, la mayor cadena de grandes almacenes de Europa, recibir pagos de turistas chinos que utilizan Alipay. Desde entonces, BBVA ha integrado Alipay con su servicio SmartPay, que convierte un móvil en un medio de pago a través de códigos QR que procesan el pago de un producto o servicio. "El uso de Alipay en España se está expandiendo y generalizando a través de APIs como QR Pay", según explica BBVA.

Qué pasará con AliPay

Si bien algunos analistas creen que este cambio de acontecimientos puede volver a poner en marcha la IPO, lo ocurrido acarreará un retraso adicional por las regulaciones de cotización. El mercado nacional de acciones A de China requiere que las empresas esperen tres años después de un cambio de control para cotizar. De momento, las acciones de Alibaba se han disparado por encima del 8% después de la cesión de poder.

De este modo, el Gobierno puede dejar claro hasta donde puede llegar su poder sobre el sector privado por muy grande que sea una empresa o mucho poder que tenga.

Cabe recordar que el gobierno chino permitió durante años que el sector tecnológico nacional creciera con gran libertad pero fue en 2020 cuando empezaron a conocer más regulaciones a sus acciones. Por ejemplo, la propia Alibaba, también de Jack Ma y conocida por su web de ventas de productos baratos Aliexpress, se llevó una multa antimonopolio por valor de 2.818 millones de euros. recuerda que en España, Alibaba tiene una nueva marca de nombre Miravia.

Temas
Inicio