Compartir
Publicidad
Publicidad

No hay artistas falsos en Spotify, pero hay muchas incógnitas por resolver

No hay artistas falsos en Spotify, pero hay muchas incógnitas por resolver
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unos días hablábamos de la polémica acerca de Spotify y la posibilidad de que pudiera haber artistas falsos incluidos dentro de playlists con miles de seguidores. Spotify ha vuelto dar explicaciones, negando todas las acusaciones sobre esta práctica ilícita.

Al parecer, todos los nombres que aparecían en la lista publicada el otro día son pseudónimos que utilizan otros artistas y productores. Spotify se habría puesto en contacto con ellos para que crearan canciones para estas playlists instrumentales (jazz, chill, piano, etc.).

Por ejemplo, Andreas Aleman es un compositor que utiliza varios de los alias que aparecen en dicha lista: Allysa Nelson, Wilma Harrods, Amy Yeage y Milo Stavos. Esa sería una posible explicación de por qué estos artistas no tienen ninguna información: enlaces a perfiles en las redes sociales, perfil en SoundCloud, etc.

De todos modos, no queda nada claro por qué estos artistas quieren ocultar su identidad en estas canciones. Otro de los artistas que aparecen en la lista ha querido permanecer en el anonimato, ya que no quiere "aparecer en directo ni busca publicidad". Además, afirma que Spotify no tiene los derechos de su música.

La mayoría de los artistas que aparecían en la lista son suecos, al igual que Spotify.

Lo cierto es que este tipo de playlists tienen mucha popularidad en Spotify. Por ejemplo, 'Peaceful Piano' tiene unos 2 millones de seguidores. Cuando le preguntaron a los artistas por qué no incluyen sus canciones en otras plataformas, afirmaron que no hay alternativa a Spotify para este tipo de música.

Spotify

Otro dato llamativo es que la mayor parte de los artistas publicados en la lista son de Suecia, país en el que nació Spotify. También hoy conocemos que muchos de los artistas que no pueden encontrarse en las bases de datos (por ejemplo, ASCAP) son compositores que crean contenido para la compañía sueca Epidemic Sound.

Este tipo de compañías trabajan conjuntamente con compositores para crear canciones que puedan ser utilizadas de fondo en anuncios, videojuegos, etc. Normalmente, en este tipo de acuerdos los artistas ceden los derechos de su música. Spotify habría llegado a un acuerdo con Epidemic hace un año.

En la web de Epidemic aseguran que no pagan royalties, mientras que Spotify siempre ha asegurado que se pagan royalties por cada canción que se encuentra en la plataforma. Como vemos, parece que los artistas son legítimos, pero todavía quedan muchas dudas que resolver.

En Xataka | ¿Cansado de Spotify? Aquí tienes cinco alternativas para escuchar música online de forma fácil

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos