Compartir
Publicidad
Publicidad

La Casa Blanca se inspira en la "ley antiterrorista" de Bush para cazar a los infractores del copyright

La Casa Blanca se inspira en la "ley antiterrorista" de Bush para cazar a los infractores del copyright
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La Casa Blanca ha propuesto una revisión radical de las leyes de protección del copyright que incluye permitir que agentes del FBI puedan hacer escuchas telefónicas sobre la misma base legal que inspiró la Patriot Act y que amplia la discrecionalidad de las fuerzas de seguridad en los casos de terrorismo.

La Administración Obama se propone "añadir" ahora los derechos de autor y los delitos de falsificación de marcas con el argumento de que estas medidas excepcionales son necesarias para "ayudar las fuerzas del orden a investigar con eficacia estos graves delitos."

Esta propuesta al Congreso forma parte del Libro Blanco (pdf) que ha presentado la "zarina" del copyright, Victoria Espinel (foto) para solucionar "las deficiencias que obstaculizan el cumplimiento de las leyes de propiedad intelectual".

La Casa Blanca quiere además que el nuevo ordenamiento legal que salga del Congreso incluya la infracción por streaming o por medio de "otras nuevas tecnologías" similares. También propone Espinel alargar las penas de prisión por delitos contra la propiedad intelectual, pues son de un gran atractivo para los grupos criminales que utilizan esta fuente de ingresos para financiar sus (otras) actividades ilegales".

En octubre de 2008 el Presidente Bush convirtió en ley la denominada Pro-IP Act aunque en un primer momento se opusó al considerar "inaceptable" que crease un "coordinador de propiedad intelectual" dentro de la Casa Blanca, el cargo que hoy ocupa Espinel, desviase innumerables recursos al crear "una burocracia innecesaria" y convirtiese a los fiscales en "demandantes civiles" del lobby del copyright.

Como bien recuerda Declan McCullagh en Cnet News los políticos demócratas tienden a ser un poco más entusiastas sobre estos asuntos. "Biden era un estrecho aliado en el Senado de los titulares de derechos de autor y el presidente Obama escogió los mejores abogados de la industria para el Departamento de Justicia".

No menos del 78 por ciento de las contribuciones políticas de Hollywood fue para los demócratas en 2008, lo que en general coincide con la tendencia de las últimas dos décadas, según OpenSecrets.org.

Vía | Cnet News Foto | whitehouse.gov

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos