Compartir
Publicidad
Publicidad

La ley de incompatibilidades no frena el fichaje por Tuenti del ex director general de Red.es

La ley de incompatibilidades no frena el fichaje por Tuenti del ex director general de Red.es
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La ética es lo fundamental de la estética – Ramón María del Valle-Inclán

El fichaje por Tuenti (Telefónica) del hasta hace pocos días director general de Red.es no se ha formalizado todavía por la posible incompatibilidad legal del nuevo cargo al que aspira Sebastián Muriel con el que ocupaba en el Edificio Bronce de Madrid. La ley de incompatibilidades de altos cargos del Estado deja bien a las claras las limitaciones al ejercicio de actividades privadas con posterioridad al cese:

1. Durante los dos años siguientes a la fecha de su cese los altos cargos, a los que se refiere el artículo 3, no podrán desempeñar sus servicios en empresas o sociedades privadas relacionadas directamente con las competencias del cargo desempeñado. A estos efectos se considera que existe relación directa cuando se den cualquiera de los siguientes supuestos de hecho:
a. Que los altos cargos, sus superiores a propuesta de ellos o los titulares de sus órganos dependientes, por delegación o sustitución, hubieran dictado resoluciones en relación con dichas empresas o sociedades.
b. Que hubieran intervenido en sesiones de órganos colegiados en las que se hubiera adoptado algún acuerdo o resolución en relación con dichas entidades.

Según El País se da además la circunstancia de que Sebastián Muriel lleva tiempo negociando con Telefónica su fichaje por la red social Tuenti, lo que habría levantado “los recelos en varias instancias del Ministerio de Industria, que no veían con buenos ojos ese fichaje por la imagen para la Administración”.

Solo en los tres últimos años, y bajo la dirección de Muriel, Red.es ha adjudicado contratos a Telefónica por cerca de 100 millones de euros algunos que son buenos retratos de una época. Además, la operadora ha participado en numerosos patrocinios, entre ellos, el del Foro Internacional de Contenidos Digitales (FICOD), el proyecto estrella impulsado por Muriel.

Pero al parecer el gobierno va a dar vía libre al fichaje al interpretar que la eventual incompatibilidad en la que incurriría Muriel si ficha por Telefónica no se daría al ser Tuenti una sociedad independiente en cuya gestión no interviene la operadora, que “solo” adquirió el 92% del capital como inversión financiera. Así que todos tan contentos.

Una interpretación de la ley que hace la Oficina de Incompatibilidades del Ministerio de Administraciones Públicas y un asunto estéticamente poco presentable aunque para lo que estamos viendo a izquierda y derecha lo de Sebastián Muriel es incluso lógico pues el ADN de Telefónica no puede ser más político y estas cosas se aceptan con naturalidad (desgraciadamente).

Aznar colocó a Alierta y éste a Zaplana con el visto bueno de la otra parte política. Sebastián Muriel tiene un buen currículum, experiencia y verdaderos conocimientos para afrontar con éxito su nuevo trabajo. Tambien cuenta con el plácet gubernamental (más allá del aparente “disgusto” en Industria y Ferraz) como demuestra la vertiginosa celeridad en tramitar afirmativamente su solicitud de compatibilidad. Muriel se encargaría de la expansión internacional de Tuenti en los 26 países donde opera Telefónica. Buena suerte.

Foto | Oscar Espiritusanto
En Nación Red | Tuenti / Los Polanco venden y Telefónica compra
Vía | El País

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos