Compartir
Publicidad
Publicidad

Nicole Wong y Google patinan tres veces al acusar a España de país que censura Internet

Nicole Wong y Google patinan tres veces al acusar a España de país que censura Internet
Guardar
33 Comentarios
Publicidad
Publicidad


Como ya ha comentado mi compañero Miguel, ayer Nicole Wong, vicepresidenta y representante del departamento legal de Google, situó a España en una lista de países que censuran Internet, en el mismo saco que China o Irán. Lo peor fue el escenario: una vista oral en la Cámara de Representantes sobre democracia, seguridad y libertad de expresión en el Congreso de Estados Unidos.

¿A qué viene esta salida de tiesto de Google? A que un par de blogs alojados en Blogger fueron cerrados por orden de un juez, que consideró que ambos, junto con otros cuantos más, contenían injurias y amenazas. Independientemente de la poca idea que pudiera tener el juez sobre cómo funciona Internet (no cuesta nada replicar el contenido en otro sitio) el cierre no fue administrativo, tenía todas las garantías legales, podía ser recurrido, y de ninguna forma procedía del ejecutivo.

Wong patina tres veces. Por una parte, mete a España en un saco que no le pertenece. ¿Existe aquí esa censura que denuncia? Pues más bien no, si acaso una falta de entendimiento de lo que es Internet por parte de gobernantes, legisladores y jueces. Pero no hay que bajar la guardia, porque lo que el Ministerio de Cultura pretende implantar aquí va justo en la línea de Estados Unidos: cierres administrativos de webs sin que los jueces se pronuncien sobre el fondo del asunto.

El segundo patinazo es el de la oportunidad perdida, el de avisar de que España va camino de merecer estar en esa lista. Google no es nadie para hablar de cómo gestionan sus asuntos otros gobiernos, pero si lo hace con China, ¿por qué no aprovechar y de paso echar una mano a los internautas españoles?

El tercer patinazo es el de la viga en el ojo propio. Wong no hizo mención a Estados Unidos, donde los cierres administrativos, sin resolución judicial, y con la colaboración de la propia Google, están a la orden del día. Aunque lo disfracen de “infracciones de copyright”, no dejan de ser una forma de censura. De hecho, es bastante habitual censurar utilizando los mecanismos de protección de copyright sin que los jueces se pronuncien.

Google debe pedir disculpas por esta metedura de pata. Nos ponen junto a China, que dispone de la mayor infraestructura de monitorización, control y censura de Internet. Nos ponen en el mismo saco que Irán, que ha cortado el acceso a GMail a todos los iraníes, les chapa twitter los días que hay manifestaciones, y les impide publicar blogs. Ha sido una salida de tiesto imperdonable.

De hecho, desde el Gobierno se le deberían pedir explicaciones a Google. Pero claro, para que nuestros políticos se enteraran de toda esta historia, alguien tendría que explicarles antes cómo encender un ordenador y conectarse a Internet.

Actualizado: Al parecer, Google habría pedido disculpas a la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones del Ministerio de Industria, asegurando que no consideran que en España se censure Internet:

Desde Google queremos reiterar que no existe ningún hecho en la actualidad que haga considerar a España como un país en el que están limitadas las actividades que se desarrollan en Internet

Espero que también hayan mandado la misma aclaración a la Cámara de Representantes del Congreso estadounidense. Gracias a Darkanima por la pista. Más información en ADSL Zone y Portal TIC.

En Genbeta | Google añade a España a la lista de países que censuran el acceso a Internet
Sitio oficial | CV de Nicole Wong en Google

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos