Publicidad

Beppe Grillo o el bloguero que revoluciona la política italiana

Beppe Grillo o el bloguero que revoluciona la política italiana
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Hay una guerra entre dos mundos, que esconden los medios de información. Una guerra total debida a la difusión de la Red. - Beppe Grillo

Su blog lleva años en el top internacional de los más visitados y admirados. De Italia y del mundo. Es Beppe Grillo, el bloguero total que ataca a los medios, oligopolios y partidos que sostienen el régimen de la corrupción, el cómico genial, el disidente que ahora planta cara a la partitocracia en las urnas y no sale en televisión, ahora que los llaman.

Participar en debates en televisión hace perder votos y credibilidad a todo el MoVimiento. En esos debates está la homologación con el pasado.

El peculiar MoVimento 5 Stelle (con la V de... Vaffanculo) que impulsa el bloguero Grillo se alzaba el pasado lunes con la alcaldía de Parma y ya es la segunda fuerza política de Italia (en las encuestas).

"Es un movimiento del pueblo, odiado por Confindustria (la CEOE italiana) y los sindicatos, por la derecha y por la izquierda, atacado incluso por el Presidente de la República y por los mayores diarios nacionales. Es el cambio que no se puede frenar, es la señal de los nuevos tiempos. Es el acontecimiento de una democracia popular que pretende decidir, controlar el destino de su país, de su pueblo y de su vida", explica el propio Grillo.

A los "viejos" políticos, Grillo les envía un mensaje: "los ciudadanos le están agradecidos a Internet que registra todo. La TV no tiene memoria, pero los ciudadanos sí. Vamos a recordar quienes son y no podrán marcharse sin dejar las cosas correctamente. No piensen en marcharse de vacaciones a una isla de las Seychelles. Antes de dejar el puesto, tendrán que devolver el dinero que han robado a un pequeño interés y serán juzgados por un jurado de ciudadanos sin antecedentes penales que les dirán qué sentencia merecen".

El MoVimiento que ha impulsado Grillo también defiende los recortes en el gasto público, pero la tijera debe recortar (o cortar de raíz) en la financiación pública de los partidos, sindicatos y patronales, en las prebendas de las editoriales y los periódicos de siempre, en los privilegios de la Iglesia Católica, en las pensiones vitalicias de la casta (o superiores a 3.000 euros), en el AVE, en las concesiones/contratas sospechosas a empresas que han pagado comisiones a los partidos, en las compras de aviones militares... o en el gasto en el software de Microsoft.

Los "grillos" son defensores del software libre y han hecho de la red su espacio natural. El campo de batalla frente a los abusos del poder pero también la asamblea electrónica de la democracia horizontal que practican y defienden. "La Red lo absorberá todo", le dijo Grillo a El País el 23 de marzo de 2008.

La canción de los grillos dice: “uno vale uno”, una persona, un voto. Su atípico partido no quiere ser un partido. Prefieren ser una asociación de ciudadanos libres que defienden la democracia participativa y más espacio para las soluciones lógicas, no estrictamente ideológicas. Ni a izquierda ni a derecha, avanti. Populismo, neofascismo, demagogia... dirán o han dicho algunos de sus críticos.

El movimiento transversal avanza. Llena las plazas. No acepta subvenciones públicas y canaliza la indignación. Lo llaman antipolítica. Grillo escribe estos días en su blog sobre la estrategia de la tensión que el régimen político-mafioso pondría en marcha, una vez más, al verse amenazado. La política.

Foto | Beppe Grillo (Facebook)

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir