Compartir
Publicidad

Facebook no se esconde: pagó a jóvenes (menores incluidos) por instalar un VPN que les espiaba

Facebook no se esconde: pagó a jóvenes (menores incluidos) por instalar un VPN que les espiaba
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Como hemos señalado en multitud de veces, ya (casi) nada de lo negativo que procede de Facebook sorprende, o si lo hace, no escandaliza. Hemos separado esa línea en la que la sorpresa se ha convertido en entender que muchas de las polémicas prácticas que ha llevado a cabo o permitido forman parte de su comportamiento como compañía. A eso, por ejemplo, apuntaba Edward Snowden cuando afirmó que "Facebook es una compañía de vigilancia rebautizada como red social".

Según TechCrunch, la compañía de Mark Zuckerberg comenzó en 2016 a pagar hasta 20 dólares al mes por instalar VPN Research, una red privada virtual con la que podía conocer la actividad en Internet de los usuarios que la llevasen en su smartphone. Probablemente sabiendo que pese a la polémica, gran parte del público ya no es tan sensible como antes a la privacidad, Facebook ofrecía 10 dólares a cada usuario de VPN que consiguiera que otros amigos la usaran, es decir, en concepto de referido.

Así, de acuerdo a algunos usuarios, se podía alcanzar ingresos superiores a 1.000 dólares al mes. Como decíamos, un aliciente mayor para muchos que conservar la privacidad. Todo encaja en el "no tengo nada que ocultar, no me importa que lo veas", tan extendido en la sociedad.

Si Apple o Google te eliminan de su tienda, hay alternativas

Facebook compró Onavo con la intención de usarla en el mismo sentido de Facebook Research, pero se topó con que Apple consideró que violaba las condiciones de uso de la App Store y la sacó de la tienda en agosto de 2018. Pero no todo es controlable por Apple o Google a ese nivel, pues los dos sistemas operativos móviles más populares del mundo, permiten instalar archivos en forma de perfil que permiten lograr lo mismo que una app a nivel de recopilación de datos. Desde 2018, Facebook Research se conoce como Project Atlas.

Para instalar esos archivos en los smartphones, Facebook usó uTest, Applause y Betafound, logrando hacerse con datos de uso y encontrar nuevas tendencias de uso en la web. Aunque el pasado año ya no pudiera hacer uso de Onavo, nada frenaría Atlas. Entre la información conseguida se encontraba el historial web o el envío de anuncios geolocalizados en Instagram o Snapchat. Además, el sistema de Facebook podía conocer qué aplicaciones estaban tratando con datos cifrados, aunque no su contenido en sí.

Menores con consentimiento paterno, entre lo más polémico de Project Atlas

Adolescente

Quizá entre los aspectos más polémicos del proyecto del que informa TechCrunch es que entre los usuarios que formaron parte de él se encontraban menores, algo que a Facebook no parece importarle en caso alguno. Eso sí, necesitaban el consentimiento de sus padres, con el que se informaba así:

"No hay riesgos conocidos asociados a este proyecto, sin embargo debes ser consciente que por su propia naturaleza este proyecto incluye un seguimiento de la información personal a través de las aplicaciones utilizadas por tu hijo. Serás recompensado por Applause por la participación de tu hijo."

Según recoge un Kurt Wagner, periodista de Recode, Facebook finalizará "el estudio de mercado" que estaba llevando a cabo en iOS. Además, comparte un comunicado de Facebook según el cual la compañía afirma que "no era espionaje, pues las personas que participaron pasaron por un proceso claro que les pedía permisos y se les pagaba por participar. Finalmente, menos de un 5% de los participantes del estudio de mercado que eligiero estar eran adolescentes".

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio