Senadores de EEUU buscan obligar a Google a dividirse y prescindir de su negocio publicitario para evitar conflictos de intereses

Senadores de EEUU buscan obligar a Google a dividirse y prescindir de su negocio publicitario para evitar conflictos de intereses
9 comentarios

Un grupo de cuatro senadores estadounidenses, dos del gubernamental Partido Demócrata y otros dos del opositor Partido Republicano, han presentado ante el Senado un proyecto de 'Ley de Competencia y Transparencia en la Publicidad Digital', que busca "eliminar los conflictos de intereses que han permitido que las principales plataformas del mercado manipulen las subastas de anuncios e impongan precios, desde su posición monopolística".

Si el proyecto de ley llegara a salir adelante, lograría prohibir que aquellas empresas que procesan más de 20.000 millones anuales del negocio de la publicidad digital puedan llegar a ser 'juez y parte', participando en ambos lados del mismo. Es decir, sería uno de los mayores cambios en la legislación antimonopolio estadounidense en toda una generación.

Todos tenemos en mente a qué empresas podrían estar haciendo sutil referencia las condiciones citadas en dicha ley… pero lo cierto es los impulsores del proyecto no han tenido reparos a la hora de hacer referencia explícita a Google. En palabras del senador Mike Lee:

"Tener a Google actuando simultáneamente como vendedor y comprador y como responsable de la subasta, les confiere una ventaja injusta e indebida en el mercado".

"Los conflictos de intereses son tan evidentes que un empleado de Google describió el negocio publicitario de su compañía afirmando que era 'como si Goldman o Citibank se convirtieran en dueños de la Bolsa de Nueva York'".

En resumen, este proyecto de ley toma prestados conceptos de la regulación financiera y los aplica al mercado de la publicidad programática online

Un vistazo a…
'Sgroogled.com': cuando MICROSOFT lanzaba anuncios ANTI-GOOGLE

¿Cómo afecta esto a Google?

De este modo, si esta medida llegara a salir adelante, obligaría a las empresas afectadas a tomar medidas en el plazo de un año, lo que en el caso de Google supondría dividir la compañía, independizando la parte de su negocio correspondiente a la publicidad digital

…adquirida tras su compra de DoubleClick en 2008 y que actualmente constituye una gran parte de los ingresos de su compañía matriz, Alphabet: en el primer trimestre, declaró 68.010 millones de dólares en ingresos, de los cuales 54.660 millones procedían únicamente de la publicidad (casi 10.000 millones más que en el mismo período del año anterior).

Un portavoz de Google ya ha salido al paso de la polémica creada por la presentación del proyecto, sosteniendo que no es el momento de hablar de cómo el monopolio encarece los costes, sino de la amenaza del spam y la falta de privacidad:

"Las herramientas publicitarias de Google y de muchos otros competidores ayudan a los sitios web y a las aplicaciones estadounidenses a financiar su contenido, a las empresas a crecer y a los usuarios a protegerse de las amenazas a la privacidad y de los anuncios engañosos. [Así] que romper esas herramientas perjudicaría a editores y anunciantes, reduciría la calidad de los anuncios y crearía nuevos riesgos de privacidad.

"Y eso, en un momento de mayor inflación, perjudicaría a las pequeñas empresas que buscan formas fáciles y efectivas de crecer en línea. El verdadero problema son los corredores de datos de baja calidad que amenazan la privacidad de los estadounidenses y los inundan con anuncios de spam. En resumen, este es el proyecto de ley equivocado, en el momento equivocado, dirigido al objetivo equivocado".

Vía | The Wall Street Journal

Temas
Inicio