Compartir
Publicidad

FI-WARE, o cómo la Unión Europea se gasta 100 millones en humo y palabras bonitas

FI-WARE, o cómo la Unión Europea se gasta 100 millones en humo y palabras bonitas
18 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La Unión Europea no quiere quedarse atrás y pretende subirse a la ola de las nuevas tendencias en Internet. No, no hablo del Internet de las cosas, ni de nuevas tecnologías ni de nada similar. FI-WARE es todo un ejemplo de una de las mayores modas de Internet: vender humo.

Seiscientos millones de euros es lo que han invertido la Unión Europea y otros inversores privados, como Telefónica, Thales o IBM, en algo que definen como una "innovadora y abierta infraestructura basada en la nube para la creación y publicación de Futuras aplicaciones y servicio de Internet a una escala no vista a hasta ahora. Es decir, nada concreto. De hecho, si entráis en su página web veréis un montón de palabras que no significan nada.

Lo cierto es que las tiene todas. Big Data, API, Innovación, NoSQL, Smart, Enablement, Futuro, Nube, Internet de las cosas, Agile, Sprint... Todo muy llamativo, sí, pero esas palabras (buzzwords, en inglés) no se traducen en nada real. Prácticamente todos los textos están orientados a darse importancia a sí mismos. Como muestra, resulta muy curiosa la descripción que hacen de su servicio de datos, dedicando un espacio excesivo a describir "qué es un dato" o dando gran importancia a algo tan básico como el hecho de que los datos no dependan de la representación.

Y si pensáis que la wiki "técnica" tiene información más concreta, os equivocáis. Por ejemplo, uno esperaría que la página sobre "Big Data" contuviese información sobre lo que ofrece FI-WARE en esta categoría y cómo aprovecharlos en nuestra aplicación, ¿verdad? Pues no. Esa página (y el resto también) sólo contiene diagramas, palabras y nombres que no aportan ninguna información concreta ni nada más allá de promesas que suenan bien.

Sólo hay dos cosas que son algo más que palabras dentro de FI-WARE. Una de ellas es el catálogo de enablers. Detrás del nombre se esconden varias librerías que pretenden ser genéricas y reusables.

En un primer momento esto puede parecer algo bueno. Librerías genéricas y modulares que se conviertan en estándares, de tal forma que se pueda cambiar entre proveedores sin problemas. Por ejemplo, podría cambiar entre la plataforma en la nube de Amazon y la de Microsoft sin tener que cambiar nada del código de mi aplicación. De hecho, eso es lo que apunta Juan José Hierro, coordinador del proyecto, en Cinco Días.

Ahora bien, la realidad no es tan bonita. La Unión Europea está cayendo en el típico error de "Vamos a arreglar todo este caos añadiendo una cosa más al caos". Plantea que los desarrolladores dejen sus herramientas y usen las de FI-WARE, que por muy genéricas que sean no parecen ser compatibles con lo que ya existe. Por poner un ejemplo, me he encontrado con A-CDI: una API en Javascript para unificar las APIs que unifican las APIs de sistemas móviles. No, no me he equivocado, es realmente así: es una capa más por encima de sistemas como PhoneGap o Webinos, que ya son de por sí capas de abstracción sobre los sistemas móviles como Android o iOS.

Por supuesto, no todo es malo. Hay alguna cosa interesante, como un gestor de identidad con la privacidad como base. Para usarlo hay que usar la plataforma FI-LAB, que permite crear instancias de estos servicios fácilmente al estilo Amazon (aunque con una interfaz todavía más difícil de usar). Pero este no es el caso más común, por desgracia.

Por otra parte, FI-WARE también ha organizado hackathones, competiciones de programación en las que los desarrolladores crean una aplicación aprovechando lo que ofrece FI-WARE. Los ganadores se llevan varios premios en metálico, lo que en total supone unos 650.000 euros a la organización.

FI-WARE no parece aportar nada realmente nuevo ni diferente a lo que ya hay

Normalmente, una empresa organiza este tipo de hackathones para que los desarrolladores conozcan sus productos y los usen en proyectos serios (es raro que un producto creado en un hackathon se continúe después del concurso). Pero tal y como comenta TechCrunch, no se ha lanzado ningún proyecto que haya usado la plataforma de la Unión Europea fuera de esos hackathones.

¿Qué está logrando la Unión Europea con FI-WARE? Parece que nada. Es muy difícil pasar a través de todo el humo y palabras altisonantes y llegar a lo poco interesante que hay. No es una plataforma accesible y no resuelve ningún problema de forma novedosa. El éxito de FI-WARE depende de cuántos desarrolladores lo adopten para sus proyectos, y tal y como está planteado no parece que vaya a lograr ningún número significativo.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio